Vucurovic se desvincula del Araski

Maja Vucurovic lanza a canasta en el partido ante el Girona disputado en Mendizorroza./IGOR MARTÍN
Maja Vucurovic lanza a canasta en el partido ante el Girona disputado en Mendizorroza. / IGOR MARTÍN

La jugadora serbia argumenta «la faltade minutos» para despedirse del conjunto de Made Urieta

OLGA JIMÉNEZ

No está siendo una temporada tranquila para el Rpk Araski. Si hace tres semanas fue la belga Romina Ciappina quien abandonó el club, tras llegar a un acuerdo entre ambas partes, en esta ocasión la que ha decidido decir adiós ha sido la ala-pívot Maja Vucurovic. La serbia no disputó ni un solo minuto en Lugo en la victoria de las alavesas ante el Durán Maquinaria Ensino, preludio de su desvinculación con la entidad gasteiztarra.

La razón principal de la marcha de la serbia no es otra que la falta de minutos. «Me voy con toda la pena del mundo. Es la primera vez que decido romper mi contrato por la falta de minutos, pero es una decisión personal. Es deporte y mi modo de vida y de mi familia. Vine al Araski para ser importante y ayudar. He querido ponerle todo mi carácter, pasión y trabajo. He trabajado duro en cada entrenamiento, pero necesito minutos en los partidos», aseguró a EL CORREO. Por su parte, el club vitoriano le agradece a la serbia «su trabajo y profesionalidad».

Vucurovic no inició con buen pie su andadura en el Araski tras sufrir en pretemporada un esguince de tobillo que la lastró en su preparación. De menos a más, sus mejores actuaciones vinieron en diciembre en dos derrotas, ante el Sant Adriá -anotó 13 puntos y con 19 de valoración fue la mejor del Araski- y frente al Valencia -sumó 12 puntos, 8 rebotes y 17 de valoración, volviendo a ser la mejor-.

A pesar de su mejoría en pista, Made Urieta no la ha utilizado demasiado y ha promediado 13 minutos por partido, con 4, 3 puntos y 3 rebotes. Sus prestaciones como tres han sido casi inapreciables, ya que ha jugado en el puesto de cuatro, donde Edwards es insustituible. Tal vez, con un rol por definir dentro del juego del conjunto alavés, la serbia ha decidido terminar en algún otro equipo donde tendrá garantizados más de 25 minutos por partido.

Reforzar el juego interior

Este contratiempo deja tocado al Araski. Si una plantilla de diez jugadoras se antojaba corta en el inicio de la campaña, a pesar de que Urieta lo defendía convencida del grupo que había conformado, ahora con nueve efectivas el riesgo es grande si llegan las lesiones. Si bien es cierto que la salida al mercado es difícil, dadas las limitaciones económicas del club, no es menos cierto que fichar en esta época puede ofrecer alguna opción interesante como ya ha sucedido con la sueca Binta Drammeh. En tres partidos, se ha adaptado perfectamente, promediando 14 puntos y 4,3 rebotes en 25 minutos por encuentro, ganándose la confianza absoluta de la entrenadora. Con ella, el equipo ha vencido en dos de los últimos tres enfrentamientos (Quesos El Pastor y Durán Maquinaria Ensino) y ha provocado que algunas jugadoras crezcan en su juego, caso de Briana Roberson, que ha subido sus prestaciones y nivel anotador.

El Araski se mueve en el mercado con calma. El club no niega que se esté mirando una jugadora que pueda cubrir el hueco que deja Vucurovic, pero tampoco descarta que sea Natalie Van Den Adel quien juegue más minutos en la posición de cuatro, dado el buen resultado de Drammeh en el de tres. Con siete victorias, el objetivo de la permanencia está casi encarrilado y, por ello, no hay urgencias para fichar, aunque con la Copa de la Reina a la vista y casi toda la segunda vuelta por jugar, los acontecimientos puede que obliguen a reforzar un juego interior que se muestra vulnerable ante equipos con cincos muy físicos y más altos, ante los que la joven Umi Diallo no acaba de dar contundencia en la posición de pívot principal. Está siendo la capitana Laura Pardo la que asume más responsabilidades dentro de unas limitaciones físicas que suple con inteligencia en la pista.

El calendario sigue su curso y tras las próximas jornadas ante Ferrol e IDK Gipuzkoa en Vitoria, llegará la fase dura de la temporada contra los tres grandes, Perfumerías Avenida y Girona fuera y Lointek Gernika en Mendizorroza.