Rpk Araski

Apabullante suficiencia colectiva

Romina Ciappina defendida por dos jugadoras de Mann Filter/JESÚS ANDRADE
Romina Ciappina defendida por dos jugadoras de Mann Filter / JESÚS ANDRADE

Rpk Araski, muy bien dirigido por Izaskun García, logra su quinta victoria ante un Mann-Filter fallón intimidado por Umi Diallo

Sergio Eguía
SERGIO EGUÍA

En todas las situaciones y en todos los momentos. El Rpk Araski no dio opciones ayer, en Mendizorroza, a un errático Mann-Filter. La deseada quinta victoria cae, por fin, en el casillero de las vitorianas, que deben olvidarse de los cuatro tropiezos consecutivos con los 'cocos' de la categoría y comenzar a liderar su liga.

Ofreció Rpk Araski argumentos más que suficientes contra el cuadro maño. Primero en defensa. Paula Estebas, Briana Roberson y Romina Ciappina secaron a la peligrosa Brittany Brown. Y neutralizada la amenaza exterior, entró Umo Diallo para dominar las zonas. Estuvo fallón el cuadro de Fabian Téllez y la intimidación de la pívot canaria del Araski tuvo mucho que ver en ello. Asentadas en el campo, los triples fueron dando ventaja a las de Made Urieta. El que anotó Izaskun García en el segundo final del primer cuarto les dio una primera cómoda ventaja de 15-10 y adelantó lo que vendría en el segundo parcial.

68 Rpk Araski

García (3), Estebas (4), Van Den Adel (14), Edwards (20) y Vucurovic (7) -quinteto inicial-, Ciappina (3), Molinuevo, Pardo, Diallo (6), Murua y Roberson (11).

52 Mann Filter

Mann Filter Casablanca: Flores (2), Brown (4), Pérez (6), Hersler (12) y Knight (7) -quinteto inicial-, Montoliu (5), Lahuerta (3), Dornstauder (7), Gimeno (6).

PARCIALES
15-10, 18-16 (33-26 al descanso), 16-10 y 19-16.
ÁRBITROS
Zafra, Esteve y García.

La fortaleza mental colectiva llevó a superar un impás en el que ninguno de los dos equipos anotaba, aunque lograban posiciones cómodas. Fue Diallo la que destapó el atasco. Un dos más uno de la de Lanzarote colocaba el 24-18 que inclinaba la balanza. Urieta -cómo domina la táctica- ordenó alternar defensas, haciendo que la zona se les atragantara a las visitantes. Regresó Izaskun García a la pista, sacó el metrónomo para que aquello se moviera al ritmo que deseaba. Triple de Van den Adel. Rebote ofensivo y canasta fácil de Maja Vucurovic. Otro triple de Diallo y la diferencia se iba a los catorce puntos, 32-18.

No había vuelta atrás. Quedó claro tras el tiempo muerto pedido por Téllez para tratar de introducir algo que parara la sangría. El mismo en el que la entrenadora alavesa avisó a las suyas de que descuidaban un hueco a su espalda que Hersler -la mejor del Mann-Filter ayer- aprovechaba para ganar la línea de fondo y desde donde podría hacerles daño.

¿Que sucedió? Pues que la sueca realizó el corte anunciado y Van den Adel, que se lo sabía, le colocó un impresionante tapón.

Tras el descanso salió dormido el cuadro alavés. 35-30 se arrimaron las rivales, pero reactivar a Diallo fue suficiente para retomar el rumbo. El más menos de la isleña fue de 31 puntos ayer. Impresionante.

Paula Estebas comenzó a dominar el juego, permitiendo que García descansara. La voluntad de la riojana espoleó al grupo y poco a poco las estrellas se fueron sumando a la fiesta. Un triple de Robinson -el manejo de balón de la pequeña escolta descolocó a sus pares- puso el 38-30. Y para que no hubiera más acercamientos, Ariel Edwards emergió y cerró el encuentro.

La fiesta de Edwards

La neoyorquina empezó a anotar de todos lados. Terminó con 20 puntos y 6 rebotes, tras una primera parte en la que donó el protagonismo al grupo. La secundó a la perfección, como siempre, Van den Adel -14 puntos, 5 rebotes, 4 asistencias- y triple a triple, hasta 10 anotaron. Mendizorroza fue disfrutando de un triunfo que se adivinó muchos minutos antes del final del encuentro.

Había pedido Urieta que tenían que aparecer más actrices en cancha que las habituales Edwards y Van den Adel. Lo logró. El Araski venció en un buen ejercicio coral, en el que la disciplina defensiva fue la llave para que creciese un ataque variado y muy bien cumplimentado con el rebote ofensivo. Las diez segundas opciones de las que dispuso el cuadro vitoriano fueron clave en los momentos igualados.

 

Fotos

Vídeos