Cuando el corazón también gana partidos

Cuando el corazón también gana partidos
JESUS ANDRADE

Rpk Araski suma su tercera victoria de la mano de la base Izaskun García, revulsivo de la remontada de su equipo ante un gran Durán Maquinaria Ensino

Olga Jiménez
OLGA JIMÉNEZ

Mendizorroza volvió a ser el regazo más cálido para Araski que vivió minutos antes de su compromiso con la Liga Femenina, su día grande con la presentación de su estructura de cantera, y más de 300 niñas soñando con emular a sus referentes. Una buena jornada para hacer cantera y demostrar que, aun no jugando bien, cuando se suman factores como el corazón, la fe y el carácter, el objetivo es alcanzable.

66 Araski

Araski: Izaskun García 15, Estebas 3, Van Den Adel 21, Diallo 4, Edwards 13 –quinteto inicial- Molinuevo, Vucurovic, Pardo 2, Roberson 8

65 Ensino

Breedlove 9, Regina 15, Miller 10, Nyingifa 17, Eilish 7-quinteto inicial- Harriot 7, Calvelo, Aliaga.

Araski tuvo que tragar de su propia medicina ante un buen plantado recién ascendido Durán Maquinaria Ensino que, a pesar de no contar con su máxima estrella, la senegalesa Astou Traore, ofreció un espectáculo más que notable en su primera temporada en la máxima categoría. Suyo fue el ritmo, los puntos y el dominio, tanto en el marcador como bajo los aros.

El buen inicio de las vitorianas con un parcial 9-2 gracias al acierto de la holandesa Van Den Adel, máxima anotadora del choque con 21 puntos, se convirtió en una suma de errores y desajustes defensivos que propiciaron un parcial 5-23 para voltear el partido y regalar 13 puntos de ventaja a la escuadra gallega. Mucha culpa de ese acierto ofensivo lo tuvieron Regina Gómez, partidazo de la gallega, y la nigeriana Nyingifa, mientras la rotunda Miller se apropiaba del juego interior.

Mendizorroza rumiaba una mal partido y una posible derrota. Pero no hay nada como rascar en el corazón de este equipo, para convertir lo improbable en posible. En eso, tiene mucha culpa la base vizcaína Izaskun García, que decidió meter más pólvora al choque y jugar con sus cartas. Cinco puntos consecutivos y en el segundo cuarto en un momento de desconcierto metían a su equipo en partido al descanso (33-37). García se dosificaba, con un fuerte esguince en su tobillo que traía de la jornada interior, pero repartía juego, hasta 8 asistencias para que la californiana Roberson destapara su muñeca de seda con dos triples. Araski se ponía por delante (45-44), tras mucho sufrimiento.

El crecimiento desde la defensa, con alternancias desde la zona a la individual volvió a surtir efecto. Ensino ya no fluía, las pérdidas se sucedían y la canasta se hacía muy pequeña o se agotaban los 24 segundos de posesión. Cada buena defensa se celebraba con puño cerrado en la escuadra verde. Edwards fallaba un par de opciones claras bajo aro, pero ahí estaba la enérgica Izaskun García, jugadora que sumó 27 de valoración, para dar otro zarpazo al partido. De nuevo dos canastas de carácter, y un parcial 11-2 para cerrar el tercer período en lo más alto (56-50). Había que aguantar el tirón gallego como fuera, con su pívot nigeriana Nyingifa (17 puntos) empeñada en mantener vivo el choque. Sin ser el mejor día de las alavesas, un poco de corazón, pelea por los suelos en cada balón, una canasta de inteligencia de Paula Estebas fueron elementos a añadir al goteo positivo hasta llegar a l 64-63 y con 26 segundos para cerrar la agonía. Otro tiro libre de la riojana y el no acierto de las visitantes en un triple para prórroga que no logró su objetivo resolvió el embrollo. La tercera victoria se quedó en casa (66-65), en un acopio de victorias que será importante para época de vacas flacas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos