Vida sin leyenda

La autora busca claves en su época para matizar el mito literario de Mary Shelley

PABLO MARTÍNEZ ZARRACINA

Mary Shelley es una figura al tiempo conocida y desconocida. Su posteridad tiene algo de plano constantemente compartido. William Godwin, Shelley, Byron, incluso el monstruo de Frankenstein, aparecen siempre junto a ella, como si su figura necesitase compañía para justificar su importancia. Eso no impide que la autora inglesa haya merecido biografías tan minuciosas y canónicas como la de Muriel Spark (Lumen). Doscientos años después de la publicación de 'Frankenstein o el moderno Prometeo', la poeta y ensayista Fiona Sampson ofrece ahora en 'En busca de Mary Shelley' un trabajo biográfico que combina la documentación rigurosa con la energía peculiar y la voz propia. Sampson aspira a ir más allá de los episodios clave de una vida, por más pintorescos o dramáticos que estos sean. Quiere entender a Mary Shelley, escucharla si es posible. «Quiero vislumbrar la textura real de su existencia, capturada en una imagen fija», escribe al comienzo del libro. «Quiero preguntar qué sabemos realmente sobre quién y cómo y por qué es ella –quién es ella– y sobre cómo es para sí misma.»

El método de Sampson se basa en la cercanía y en la desmitificación. Esta es una biografía escrita en tiempo presente que se ocupa de uno de los grandes personajes del Romanticismo inglés descartando cualquier tentación romántica. El lector lo entiende en el capítulo inicial, cuando Sampson describe las terribles condiciones en las que Mary Wollstonecraft dio a luz a su hija Mary, muriendo tras el parto, mientras el avanzado filósofo revolucionario William Godwin no sabía muy bien qué hacer. Será un esquema que se repita y que esta biografía frecuentemente afilada no deja de señalar: en la vida de Mary Shelley abundan los hombres capaces de vérselas con la Historia, la Verdad, la Poesía y el resto de las grandes mayúsculas, pero que se muestran incapaces de generar algo de estabilidad (con frecuencia, también de honestidad) a su alrededor.

En busca de Mary Shelley

Autora: Fiona Sampson. Ed.:Galaxia G. 362 págs. Precio: 23,50 euros (ebook, 14).

A ese respecto, sigue impresionando lo turbulenta y dramática que es la primera parte de la vida de la protagonista, especialmente desde su fuga con Shelley en 1814 hasta la muerte de este en 1822: una especie de huida constante, llena de deudas, apuros y tragedias. Mary Shelley estuvo embarazada cinco veces, dio a luz a tres niños y solo uno de ellos sobrevivió hasta la edad adulta. Del mismo modo, el grupo de expatriados románticos que los Shelley formaron en el continente atrajo constantemente a la desgracia. Hasta el punto de que Fiona Sampson se ve obligada a subrayar, por infrecuentes, las treguas de tranquilidad, como una de 1818, el año de 'Frankenstein', en la que Mary Shelley «no está embarazada ni de luto, ni ha de lidiar con otra mujer implicada con Percy».

De un modo muy inteligente Fiona Sampson sitúa constantemente la vida de Mary Shelley en el contexto de su época, buscando claves que matizan el mito literario para ofrecernos una versión plausible de una mujer del XIX que llevó una vida para la que no contaba con precedentes («carecen de un lenguaje para entenderse a sí mismos», escribe Sampson refiriéndose a los Shelley). El mecanismo termina poniendo en pie una aguda historia social que sirve como contraste y acerca al lector la figura de Mary Shelley, que, como suele ocurrir, resulta mucho más extraordinaria cuando se despoja de su leyenda.