Música

La escritura de Salonen

Fotografía de archivo del director finlandés Esa Pekka Salonen./Nicho Södling / EFE
Fotografía de archivo del director finlandés Esa Pekka Salonen. / Nicho Södling / EFE

El director finlandés dirige a Yo-Yo Ma en la primera grabación de su concierto para chelo

C. C.

El finlandés Esa Pekka Salonen pertenece a una clase de directores que no se conforman con subir al podio una semana tras otra para ofrecer las mejores versiones de las grandes obras del repertorio o descubrir al público autores nuevos o piezas desconocidas de autores célebres. A lo largo de su carrera, Salonen ha escrito un puñado de obras, e incluso se tomó un año sabático en la dirección para poder concluir algunas de ellas. Por cierto, que en fecha tan lejana como 1998, la entonces consejera de Cultura del Gobierno vasco, Mari Carmen Garmendia, anunció que Frank O. Gehry había regalado al Guggenheim una obra titulada 'Sinfonía del Atrio', encargada a este músico finlandés, de la que todavía no hay noticia.

Este disco contiene la primera grabación mundial de su Concierto para violonchelo y orquesta, escrito para Yo-Yo Ma, que es quien corre con la parte solista, con el propio autor subido al podio. La obra era un encargo de cuatro orquestas, ninguna de las cuales es la Filarmónica de Los Ángeles, pero Salonen ha decidido grabarlo con una orquesta con la que trabajó de manera muy intensa durante un cuarto de siglo. La obra, técnicamente muy difícil, enfrenta fuerzas opuestas que van ganando peso a lo largo de la partitura hasta llegar a un clímax final en el que parecen unirse. Hay un aire escandinavo evidente, que sirve para recordar que Salonen fue alumno de Rautavaara, muerto en 2016.

Concierto para violonchelo

Esa Pekka Salonen

Filarmónica de Los Ángeles. Yo-Yo Ma, chelo. E. Pekka Salonen, director. Sello: Sony Classical