Este contenido es exclusivo para suscriptores

Navega sin límites desde 4,95€ al mes y además este mes podrás ganar una Smart TV con tu suscripción

logo-correo-on2.svg
Acceso ilimitadoNuevas secciones y más contenidosNueva app exclusiva sin publicidadInteractúa con los periodistasNuevas newsletters de autorOfertas y eventos exclusivos
Neurología

Cuando chocan el cerebro y el deporte

Cuando chocan el cerebro y el deporte

Los golpes son un elemento omnipresente en muchas disciplinas, en las que se exige al cuerpo llegar al límite de su capacidad y su resistencia. Y eso incluye la cabeza

MAURICIO-JOSÉ SCHWARZ

En 1867, el Marqués de Queensberry dio su apoyo a una serie de reglas que ordenaban y estandarizaban el boxeo como deporte. Una de estas reglas hacía obligatorio el uso de guantes por parte de los contendientes. Los guantes de boxeo habían sido inventados en 1743 por el entrenador británico Jack Broughton con objeto de reducir las lesiones durante los entrenamientos de sus pupilos. Los guantes durante ese siglo eran bastante ligeros, con un peso de menos de 60 gramos y entre otras cosas evitaban que los boxeadores se rompieran las manos al golpear al contrario, labor que también cumple el vendaje que se pone antes de los guantes. Pero, dicen algunos, los guantes facilitaron las lesiones cerebrales de los boxeadores al reducir el riesgo del golpe de la mano contra el cráneo del contrincante.

 

Fotos