«Yo jamás he escrito una canción estando triste»

Iván Ferreiro./
Iván Ferreiro.

Iván Ferreiro encabeza el sábado el festival Getxo Sound presentando en septeto su disco tributo a Golpes Bajos, grupo que le influye «por ese miedo y esa oscuridad»

Óscar Cubillo
ÓSCAR CUBILLO

El gallego Iván Ferreiro (Vigo, 48 años), exlíder de Piratas (1991-2004) y actualmente icono indie en solitario con gran tirón comercial (siempre agota cuando actúa en salas vizcaínas), será el cabeza de cartel de la segunda jornada, la sabatina, del primer festival Getxo Sound. Actuará a las 22.15 horas en septeto, presentando su reciente disco 'Cena recalentada' (Warner), un homenaje a los vigueses Golpes Bajos que, liderados por el difunto Germán Coppini, primer cantante de los punkies Siniestro Total, vivieron su breve era legendaria entre 1982-86 con canciones salpicadas de tecno como 'No mires a los ojos de la gente', 'Colecciono moscas', 'Fiesta de los maniquíes' o 'Malos tiempos para la lírica'. Ferreiro ha regrabado las 19 canciones que legaron Golpes Bajos en un álbum producido por Pablo Novoa, guitarrista original de ese cuarteto en el que también figuró el teclista Teo Cardalda, el de Cómplices.

Iván nos atendía el viernes pasado desde un hotel de Madrid: «He tenido una mañana movidita de entrevistas y por la tarde me esperan firmas y un programa de radio. Llevo una semana bastante intensa».

- ¿Por qué te gustaban Golpes Bajos?

- Porque eran alucinantes. La primera vez que los escuché, cuando me los puso mi primo, me quedé fascinado. Supongo que también me gustaron tanto por los tiempos nuevos que se vivían entonces y por la sensación de que el mundo cambiaba. Para mí Golpes eran el símbolo de ese cambio.

- ¿Influyeron en tu estilo?

- Mucho. Me he dado cuenta con el tiempo de que hay mucho de Golpes en cómo hago yo las cosas, en cómo ellos combinaban perfectamente la dureza y la aspereza con la belleza. Yo he intentado hacer eso. Cuando estábamos grabando este disco me di cuenta de lo muchísimo que me han influenciado, ¿no? Y no sólo a un nivel musical, también de actitud sobre ciertas cosas. Creo que en el fondo son la banda que he querido tener cuando era un adolescente. Con el tiempo han variado mis gustos, pero realmente Golpes eran la banda en la que yo hubiera querido estar cuando tenía 13 años.

«Los músicos estamos desprotegidos ante el mundo fiscal y muchas veces hay que tocar con varias bandas para poder vivir»

«Los dos últimos discos los he compuesto desde la felicidad y desde el confort»

- ¿Por qué te has animado a editar un disco íntegro de canciones de Golpes Bajos?

- Es que habíamos preparado muchas de sus canciones para dar un solo concierto de homenaje en el Festival Portoamérica (en 2014). Habíamos profundizado mucho en su repertorio y hace un año me di cuenta de que ya teníamos hecho casi todo el trabajo y que la cuestión era meternos en el estudio. La verdad es que es un capricho. Podría contar un montón de cosas, y mentirte, pero es un capricho que me he dado: he tenido la posibilidad de grabarlo, tengo a Pablo Novoa y Luis García a mi lado (guitarrista y bajista de Golpes Bajos), y es un gusto que me doy.

- ¿Qué edad tenías cuando te los puso por primera vez tu primo?

- Oímos juntos el primer miniLP (homónimo, 1983) y 'A santa compaña' (1984). No me acuerdo del momento exacto, pero sí que sucedió durante el verano en que yo entré en toda esta historia. Fue cuando pasé de EGB a BUP. De octavo a primero, efectivamente. Yo estaba en un 'cole' y me cambié a un instituto para empezar el BUP, y fue un verano del despertar absoluto. Yo iba al instituto Coya 4, en Vigo, que está al lado de Bouzas, y me impactaba que la gente los conociera personalmente. Me parecía fascinante que hubiera un grupo y que la gente hablara de sus miembros como sus vecinos.

- Si no repetiste curso en ese verano tendrías unos 14 años

- Tenía 13 porque cumplo años en agosto. Siempre me tocaba el curso con el año menos, je, je.

- ¿Y después de BUP fuiste a la Universidad?

- Empecé cuatro carreras porque no sabía cuál hacer. Empecé Matemáticas y en el primer curso aprobé una o dos asignaturas. Luego me cambié a Historia, que aprobé también un par de ellas. Luego pasé a Biología, je, je, y aprobé otro par teniendo además la suerte de que la Física ya la tenía de la carrera de matemáticas. Y la última carrera en que me matriculé pero que no estudié fue Derecho con la UNED. Ya por entonces firmé contrato con Warner y convencí a mis padres de que realmente era absurdo. O sea que yo fui a la universidad por deseo de mis padres. Yo no quise ir nunca. No encajé bien en la universidad.

- ¿Viste en concierto a Golpes Bajos?

- Sí, sí. Ese verano del que hablamos Golpes Bajos tocaron con Siniestro Total en las fiestas de Castrelos, en Vigo. Ya los había escuchado en casa de mi primo y me llevó a verlos una amiga de la familia, Sonia, una vecina de Vigo que era maravillosa y me cuidaba mucho. Y les volví a ver uno o dos años más tarde, cuando sacaron 'Devocionario' (EP de 1985), que tocaron también en Castrelos y les teloneó Alberto Poch. Esos dos fueron mis conciertos de Golpes y la verdad que salí de ahí emocionado.

- El alma mater de Golpes Bajos militó en los pinitos de Siniestro Total. ¿Siniestro Total y su ex cantante Costas en solitario te interesan, te gustan? En directo ahora Costas tiene más fuerza.

- La música de Costas no me interesa especialmente. Me llevo muy bien con Miguel y me parece la bomba, pero igual yo estoy en otra cosa. Y respecto a Siniestro creo que son un grupo que han sabido mutar y convertirse en una de las mejores bandas de blues-rock de este país. Rompieron un montón de cosas para convertirse en un 'bandón' y ser felices.

- ¿Cómo será tu concierto en el primer festival Getxo Sound?

- Aún no sé el tiempo que tocaremos, pero como llevamos actuando en festis todo el verano tenemos unos sets montados dependiendo del tiempo que nos den. Pero da igual: nos den una hora o dos, vamos a pasarlo muy bien.

- Hay más de 800 festivales en España y tu nombre se ve en numerosos de estos carteles. ¿Qué sientes como músico?

- Jo, lo veo con felicidad. Después de todos estos años trabajando de repente tengo la sensación de que me quieren, y que me cuidan, y que realmente a uno le llaman tanto de los festivales porque tienes un público. Y cuando yo salgo a tocar en un festival y veo la respuesta de la gente me quedo encantado. Me gustan también mis conciertos en salas, pero la verdad es que los festivales me han dado muchas satisfacciones y ver mi nombre en los carteles me hace sentir que tengo 48 años pero aún tengo trabajo y sigo vivo.

- ¿Hace cinco o seis años había menos festivales?

- Había menos, pero también había un montón. Yo creo que ahora todo aquel pueblo que tenga unas fiestas donde toquen varios grupos ya usa la palabra festival. Por eso hay tantos. Los festivales se hacen importantes a medida que pillan experiencia. Un festival nace y va aprendiendo, y creo que en España empezamos a tener un nivel bueno de festivales.

- ¿Vendrás a Getxo con Ricky Falkner y el ex Golpes Bajos Pablo Novoa en la banda, que te acompañaron en el Kafe Antzokia el año pasado?

- En Getxo estaremos siete sobre el escenario, pero en este caso no vendrán Ricky y Pablo, dos músicos de un peso tan grande que no puedo tenerlos en exclusiva. Ricky está trabajando ahora mucho con los Love Of Lesbian. Pero que nadie se preocupe, pues también habrá magia. Los músicos estamos desprotegidos ante el mundo fiscal y muchas veces un instrumentista debe tocar con varias bandas para poder vivir. En mi caso doy libertad a mis músicos y si no pueden venir porque tienen otra cosa crematísticamente mejor, pues mandan un sustituto. La verdad es que hoy en día hay una calidad muy grande entre los músicos. O sea, nunca me han mandado un sustituto que no funcionara bien.

- ¿Por qué te salen las letras tan tristes?

- Hombre, creo que mis últimos discos no tienen letras tan tristes. Sí he sido más tristón en otras épocas. Y además pienso que hay cierta confusión, que la gente interpreta como tristes letras que yo más bien veo como una forma emocionante de contar algo. Antes hablábamos de la influencia de Golpes (Bajos), y creo que ese rollo negativo lo heredé sin darme cuenta y lo añadí a mi ADN. Esa parte trágica, esa tristeza, ese miedo y esa oscuridad me han impregnado, sobre todo en los primeros discos. Pero en los dos últimos las letras están elaboradas de otra forma y quizá estoy engañando al oyente y le estoy contando algo alegre.

- Fresones Rebeldes afirmaban que cuando lo pasas mal eres más creativo y te surgen más canciones. Que si vives una buena racha compones menos…

- No estoy nada de acuerdo con los Fresones Rebeldes, ¿eh? No sólo en una cuestión musical, tampoco en una cuestión general. Yo jamás he escrito una canción estando triste, ¿sabes? Puede que tenga alguna época triste, pero compongo cuando estoy contento. Si estoy triste y escribo cosas tristes no son bonitas ni emocionantes. Sólo son tristes. Y yo creo que la tristeza por sí misma no es nada molona. La tristeza es chula cuando está combinada con emociones y con contenidos.

- Ajá.

- Siempre compongo desde la alegría y la verdad que los dos últimos discos los he compuesto desde la felicidad y desde el confort. Si lo analizas conmigo te das cuenta de que la vida me ha ido bastante bien. Mi vida va muy bien, mi trabajo va muy bien, tengo el reconocimiento de un montón de gente, tengo una mujer maravillosa, tengo unos hijos cojonudos, voy por la calle y la gente me dice que le gustan mis canciones… Soy una persona fuerte y si yo estuviera triste sería el tío más capullo de España. Y mira que es difícil ser el más capullo en este país.

Getxo Sound fest

El primer festival Getxo Sound se celebrará bajo la carpa de la estación de Las Arenas durante dos jornadas que acabarán a medianoche. Bajo la carpa de 4.000 metros cuadrados habrá barra y se espera congregar a 2.000 personas por día. El bono cuesta 45 €, la entrada suelta del viernes 32 € y la del sábado 28 €. En total actuarán estos nueve grupos.
Viernes
17.30 h, Inquilino Comunista 18.30 h, Los Brazos 19.30 h, Dead Bronco 20.45 h, Viva Suecia 20.45 h, Viva Suecia 22.15 h, La MODA
Sábado
18.00 h, McEnroe 19.15 h, Tulsa 20.45 h, Smile 22.15 h, Iván Ferreiro

Temas

Getxo