Dann Hoyos: «Pienso que todo profesor debe ser exigente»

El maestro Dann con sus largas y elegantes trenzas. /Sandra Vijandi
El maestro Dann con sus largas y elegantes trenzas. / Sandra Vijandi

Cum laude por la prestigiosa escuela de Berklee, el guitarrista getxotarra abrirá las fiestas de Bilbao el sábado en el Kafe Antzokia dando dos bolos con sus dos de sus siete grupos: The Space Octopus y Rise To Fall

Óscar Cubillo
ÓSCAR CUBILLO

«Ensayos o gestiones por la mañana, clases por la tarde y más ensayos por la noche. Básicamente así todos los días, menos jueves y viernes, que suelo tener bolos». Este es el horario intenso e implacable del insomne guitarrista getxotarra de 37 años Dann Hoyos, profesional de la música en régimen autónomo y adicto al trabajo por pura pasión y mera organización. Patrocinado por la marca de guitarras Ernie Ball - Music Man, su estilo a las seis cuerdas es metálico y abierto, fusionero y virtuoso pero con gancho para el común de los tímpanos.

Dann, profesor en la escuela privada bilbáina Muzzik y militante en siete grupos ahora mismo, participará el sábado noche en el arranque de la Semana Grande de Bilbao en el Kafe Antzokia (23 h, 5 €) tocando en el seno de dos de sus proyectos en curso: Rise To Fall y The Space Octopus. «¡Va a ser una noche intensa y enérgica!», afirma el héroe de la guitarra local. Además, el lunes a las 21 horas también actuará en el Bilborock, en la muestra de rock local, escoltando al soulman Alain Concepción.

- ¿Cuándo te dijiste 'quiero ser guitarrista'?

- Yo siempre había tocado la guitarra de forma autodidacta. Pero cuando llegó el momento ese de instituto en el que hay que ir decidiendo qué camino deseas tomar, me cuentan mis padres, porque yo no me acuerdo, que de repente irrumpí en casa diciendo que ya sabía lo que quería ser, que quería ser músico. Al parecer se sorprendieron mucho de la firmeza de mis palabras, porque yo no debía de ser muy firme, y por suerte me apoyaron al 100 %.

- ¿En tu familia tuviste maestros o influencias?

- Mi primo Álvaro fue quién me enseñó los acordes por primera vez, de chaval. Y mi primo Miguel (batería en Phobia) era el que me pasaba cintas donde conocí el rock por primera vez y aluciné. Además, mi abuela era súper artista, mi madre diseñadora de moda y mi hermano dibujaba constantemente y ahora diseña videojuegos en Londres. Digamos que crecí en un entorno en el cual el arte era bueno e importante.

- ¿Cuáles son tus tres guitarristas favoritos y por qué te gustan?

- Difícil pregunta... Te respondería que cronológicamente Angus Young, porque fue quien me sacó del cascarón y con el que empezó todo, luego Mike Oldfield porque me enseñó a pintar y Steve Vai porque me abrió un universo. A partir de ese momento se pueden ver cuerpos celestes sobre los que gravitan toda clase de planetas musicales. El espacio es inmenso, y citar sólo tres nombres se queda muy pequeño.

- ¿Cómo aprendiste a tocar?

- De pequeñito pasé por el conservatorio pero me aburría y duré casi nada. Al de varios años soñé que tocaba la guitarra pero no sabía si lo agudo estaba arriba o abajo en el mástil, así que cogí la vieja guitarra y supongo que hubo una conexión. De ahí en adelante seguí por mi cuenta hasta muchos años más tarde, cuando empecé a estudiar con Kasta (Neriva) y luego con Robert Rodrigo (Airless), antes de viajar a L'Aula del Liceo en Barcelona y a Berklee en Boston.

- Eso. Has estudiado en el prestigioso Berklee College of Music. ¿Cuantos años estuviste ahí?

- Pasé los dos últimos años de estudios en Boston y me licencié, ya que transferí los créditos de los otros tres años de L'Aula, que es una escuela integrada en la red internacional de Berklee. Allí vivía en Fenway Park, a cinco minutos del edificio emblemático, porque el campus lo forman ventilantos. Y, por supuesto, durante esos dos años tuve bastantes bolos en los garitos del circuito, aunque no recuerdo los nombres.

- ¿Qué título tienes?

Me licencié Cum Laude en Música con la especialidad de Performance.

- Y ahora trabajas de profesor de guitarra en una escuela privada de Bilbao. ¿Qué tratas de inculcar a tus alumnos?

- Sí, estoy en Muzzik, en Indautxu. La verdad es que he pasado por muchísimas escuelas y esta es la más parecida a la música en sí, porque todos los profesores somos diferentes y muy pasionales. A la vez existe un espíritu de unión increíble y formamos como una pequeña familia.

- Creo que eres un profesor exigente.

- Pienso que todo profesor debe ser exigente porque la enseñanza es una responsabilidad y un compromiso y cada alumno es diferente. No todo se ha de aplicar por igual a cada cual, y menos impartiendo clases individuales. Ante todo intento que los alumnos entiendan la gramática, pero también la belleza de la música.

- Además, has tocado lejos de casa, aparte de en Boston.

-Sí, en Los Ángeles, donde viví un año después de los dos que pasé en Boston, y en Las Vegas, donde toqué con diferentes formaciones. Y además, en Macao y en Singapur con la banda de James Delisco, un cantante que conocí en Los Ángeles. Hice una audición y pillé el curro. El tiempo de contratos en Asia sumó un año aproximadamente.

- ¿Cuántas guitarras tienes y cuáles son tus favoritas?

- He tenido muchas… Es la enfermedad que padecemos. Yo tengo la suerte de pertenecer a la familia de Ernie Ball - Music Man, de cuyas guitarras soy endorser desde el 2014. Como favoritas para la mayoría de mis proyectos me he quedado con la del pulpo, una Axis Super Sport customizada, y con la azul, que es otra Axis Super Sport. Además, uso una Reflex negra con Rise to Fall por cuestiones de afinación. Las tres son de la mencionada casa Ernie Ball-Music Man.

Dann tocando la Reflex negra en Rise To Fall.
Dann tocando la Reflex negra en Rise To Fall. / Unai Endemaño

- ¿En cuántos grupos estás tocando ahora? A vuela pluma en The Space Octopus y Rise To Fall con los que abres el cartel de fiestas del Kafe Antzokia, no sé si sigues en la nueva formación de Etsaiak, y además te he visto con un grupo de versiones por los bares, que no sé si es el mismo con el que animaste una boda done invitaron a un amigo mío.

- Pues yo creo que estoy en siete grupos.

- Venga, nombra a los siete grupos e intenta describirnos su estilo.

- Allá voy: The Space Octopus (rock abierto a lo que sea), Rise To Fall (metal, death melódico), Elfenthal (ópera rock), The Flying Scarecrow (metal, grunge), Etsaiakeroak (el grupo post Etsaiak, de hardcore punk), Alain Concepcion & The Soul Men & Women (soul) y Space Jam (jam session loca, este es el grupo de versiones y sí, el de la boda que dices). Y creo que ya es todo, aunque siempre estoy metido en más embolados y liadas.

- ¿Cómo logras compaginar tantos grupos y el trabajo de las clases? ¿Te da tiempo? Te veo a veces subiendo a los últimos metros, pero no sé si montas también en los primeros, si madrugas.

- Pues la verdad que muchas veces el único tiempo que tengo para mí es el que dispongo viajando en el metro hacia la escuela. Es una forma de vida bastante frenética, pero consigo que me dé tiempo y en el fondo creo que me gusta este ritmo, aunque a veces también me gusta parar. No soy muy de madrugar porque por un lado soy más productivo de noche y por otro sufro de insomnio. No obstante, cuando puedo madrugar me agrada la sensación porque se estira el día, ¡aunque enseguida se me llena de cosas!

- ¿Cómo es un día tuyo normal entre semana?

- Pues ensayos o gestiones por la mañana, clases por la tarde y más ensayos a la noche. Básicamente así todos los días, menos jueves y viernes, que suelo tener bolos.

- ¿Y un día de fin de semana?

- Si hay que tocar depende del bolo: de si hay que desplazarse lejos, de si hay que probar sonido, etc. Un día con bolo se ocupa bastante con los preparativos y así. Si no tengo bolo un finde, por un lado me gusta adelantar trabajo de otras cosas, como trastear con equipos, sacar historias, empollar temas, o descansar, ya sea con amigos o yo solo en casa. También soy bastante familiar y en cuanto tengo un rato libre visito a mis padres.

- Muy bien. ¿Has cogido vacaciones este verano? ¿Qué has hecho?

- Bueno yo soy autónomo, así que los meses de julio, agosto y septiembre no trabajo aparte de las actuaciones. Esto me permite disponer de mucho más tiempo libre que aprovecho para estar con mi novia que siempre viene de visita desde Estados Unidos, para viajar y para básicamente hacer lo que me apetezca. Intento ponerme al día también con todo lo demás, porque aunque no trabaje en la escuela tengo otros mil frentes abiertos.

- ¿Una novia americana? ¿Es música?

- No, es de Amorebieta pero está en Columbus haciendo un doctorado de lingüística, fonética y fonología.

- Ah, ja, ja… ¿Tú ensayas a diario? El maestro pianista Michel Camilo dice que unas cinco horas al día, que si no luego el instrumento te lo reclama sobre un escenario.

- Yo en Berklee sí recuerdo el pegarme pechadas de diez horas, olvidando comer y todo eso. Aquí a veces también lo he hecho, y me encanta lo de preguntar qué hora es porque te has olvidado del mundo por completo. Por desgracia, no suelo tener tiempo para ensayar e intento estudiar, entre comillas, en los bolos. Y en la escuela Muzzik también lo de enseñar significa bastante estudio, según si estás haciendo técnica u otras cosas. En definitiva, debo estudiar más pero el día tiene pocas horas. ¡Igual hay que hacer una petición a change.org!

- Háblanos un poco de tu último disco, el de Space Octopus. Interesa a los lectores.

Se llama 'The Image is Gone' y en este disco cambio el idioma (al inglés), se cambia de formato cuarteto a formato trío, y también cambian los músicos. Para la grabación de estudio conté con Miguel Lamas a la batería y Pablo Ruiz al bajo, y fue increíble porque son unos musicazos. Para el directo cuento con Josu de Holly Brandy al bajo y Oier de Pedro a la batería. La música de este disco es más para todos los públicos, ya que me centro más en la emoción y en las letras. Me alegra comprobar que el apoyo del público no sólo sigue ahí, sino que se ha multiplicado. Y es que, aunque yo tengo una filosofía musical libre de catálogos y estilos, este disco es diferente a todo lo anterior mío, en cierta forma.

- ¡Y hay videoclip oficial! Esa es una gran inversión, ¿verdad?

- Sí. Desde el principio tenía claro que quería hacer videoclips. Cuantos más mejor, aunque como dices es una inversión. Ya llevo cuatro en este disco que se pueden ver en nuestro canal de YouTube. Creo que es una gran ayuda contar con una base visual que pueda ampliar el conocimiento de la canción que se escucha y la interpretación de ésta por parte del propio compositor. ¡Y también molan los videoclips! Por desgracia, este proyecto lo financio yo y para una banda supone muchos gastos sumando grabación, mezcla y máster del disco, fabricación de las copias físicas, el merchandise, la promoción… Por esto los vídeos van poco a poco, aunque tengo varios más en mente.

- ¿Desde cuándo llevas esas trenzas? Es una imagen muy poderosa, transversal, y moderna.

- Pues desde hace 17 años ya… ¡Se dice pronto! En su momento tenía un gran afro pero lo que yo quería era mover la melena y era imposible. Hoy en día no me molestaría volver al afrazo, aunque era algo exagerado, tanto que una amiga me llamaba El Pelucas. A las rastas ya les tengo mucho cariño, pero quién sabe.

- ¿Cómo serán los conciertos del sábado en fiestas, donde tocarás con Rise To Fall y The Space Octopus en el Kafe Antzokia (23 h, 5 €)?

- ¡Espero que sean una pasada! Por nuestra parte tenemos todo preparado para darlo todo. Esperamos que haya gran afluencia de gente y que disfruten con el bolo igual que vamos a disfrutar nosotros. ¡Va a ser una noche intensa y enérgica!

- ¿Cómo vives la Semana Grande de Bilbao?

Son unas fiestas que me encantan por la variedad de ambientes que coexisten, los encuentros con la gente porque nunca falla nadie, los fuegos artificiales que me emocionan mucho, la música en la calle y en los locales… Las fiestas son muy especiales para mí y más especial es poder actuar el sábado junto a The Space Octopus y Rise To Fall en el Kafe Antzokia, y el lunes con Alain Concepción en el Bilborock. Es una pena lo de siempre, que viviendo el momento que vivimos de desarrollo humano y social tengamos que aguantar algunos comportamientos por parte de personajes de otra época, con valores pobres e ideas envenenadas, pero espero que la sociedad como conjunto sepa elegir el camino para educar y dirigir el camino.

- Ya, pero bueno, las fiestas a menudo sacan lo peor de la gente. Oye, antes de que se nos olvide: ¿Qué es para ti un 'guitar hero'?

- Podría ser un guitarrista que se centra en flipar tanto con su instrumento que absorbe todo lo demás. Aunque esa sería la definición de cualquier guitarrista o de cualquier músico sincero, así que supongo que es una imagen cultural.

Temas

Bilbao