Recluta con niña

Recluta con niña
Josu Eguren
JOSU EGUREN

Ayla: la hija de la guerra

Turquía. 2017. 124 m.
Director
Can Ulkay.

Calificación:

Hasta la anécdota más escueta, austera y emotiva puede pasar por increíble a poco que se le lustre el lomo con el paño de la ficción. En el caso de 'Ayla: La hija de la guerra', la inverosimilitud se multiplica por efecto de una sobredramatización que alcanza incluso a las secuencias en exteriores: imágenes rodadas al ralentí, coreografías bélicas lamentables, personajes acartonados, épica de culebrón televisivo…

Todo resta en esta interminable acumulación de despropósitos producto de la adaptación de una historia real que fue el epicentro de un aparatoso circo mediático en 2002, 47 años después de que un sargento turco y su hija adoptiva tuvieran que separar sus caminos tras la desmovilización de las tropas que sirvieron en la guerra de Corea bajo el mando operativo del ejército de los Estados Unidos. Un chispazo de ingenio narrativo une las dos mitades de la película mediante una sencilla elipsis con la que dejamos atrás las ñoña relación entre el protagonista y una niña huérfana víctima del terror rojo en un campamento militar que parece inspirado por 'El recluta con niño' de José Luis Ozores.

Es tentador concluir que todo parte de la ingenuidad, y que tras la torpe puesta en escena del segundo largometraje de Can Ulkay solo se oculta el deseo de conmover al espectador pero, ni la machacona y lacrimógena banda sonora de Fahir Atakoglu, ni los mohines de la niña mascota interpretada por una actriz de recambio disimulan que 'Ayla' está puesta al servicio de un aparato ideológico reaccionario. Se nota que Ulkay trata de emular el tono de los melodramas clásicos de los años 50 pero su discurso atufa al cine de propaganda franquista que practicaban directores como José Luis Sáenz de Heredia. El peor ejemplo imaginable de un cine turco que lamentablemente se estrena con cuentagotas.