Los Oscar del Black Power

Spike Lee y Mahershala Ali, con los Oscar al mejor guion adaptado por 'Infiltrado en el KKKlan' y el de mejor actor de reparto por 'Green Book', respectivamente./Efe
Spike Lee y Mahershala Ali, con los Oscar al mejor guion adaptado por 'Infiltrado en el KKKlan' y el de mejor actor de reparto por 'Green Book', respectivamente. / Efe

Hasta siete nominados negros subieron a recoger su estatuilla en una gala en la que Spike Lee mostró su enfado por el triunfo de 'Green Book' y logró que Trump le tachara de «racista».

Oskar Belategui
OSKAR BELATEGUI

Este año nadie podrá acusar a los Oscar de racistas. Si en 2015 y 2016 Hollywood sufrió las acusaciones del movimiento #OscarSoWhite (demasiado blanco), la edición que ha visto el triunfo de 'Green Book' se ha convertido en una sucesión de reivindicaciones raciales coronada por la estatuilla a mejor película para la cinta de Peter Farrelly, que recuerda cómo EE UU en los años 60 era un país donde la segregación seguía vigente de facto. Basada en hechos reales, 'Green Book' llama de modo amable a la confraternidad racial y adopta los ropajes de una 'feel good movie', una de esas cintas que hacen salir del cine con una sonrisa pese a abordar una temática escabrosa.

Hasta siete nominados negros subieron al escenario del teatro Dolby a recoger su estatuilla, un récord en la historia de los galardones. El más incendiario fue, como siempre, Spike Lee, que en 2016 recibió un Oscar honorario y que esta vez lo hizo como autor del guion adaptado de 'Infiltrado en el KKKlan', una de sus cintas más flojas y que, aunque parezca increíble, se basa en hechos reales: cómo un policía negro se infiltró en las filas del clan. Lee recordó que se cumplían 400 años desde el 24 de febrero de 1619, cuando sus «antepasados» fueron raptados y esposados en África y arrastrados hasta Virginia para ser esclavos. Habló de «genocidio» y llamó a estar «en el lado correcto de la Historia» en las inminentes elecciones. «Hagamos lo correcto entre el odio y el amor», rogó.

'Infiltrado en el KKKlan'

Según informan diversos medios estadounidenses presentes en el teatro Dolby, tras escuchar a Julia Roberts pronunciar el nombre de 'Green Book' como ganadora del Oscar a mejor película, Lee montó en cólera. El director e levantó y caminó airadamente hacia la parte de atrás del auditorio. Después de avanzar unos metros dio la vuelta y entabló una intensa conversación con el director Jordan Peele, también negro, quien estaba detrás de él. Cuando regresó hasta su butaca, el director dio la espalda al escenario durante los discursos de agradecimiento del equipo de 'Green Book'. «El árbitro pitó una mala decisión», declaró en la alfombra roja.

En una reciente entrevista, el director de 'Malcolm X' recordó el año en que 'Haz lo que debas' no logró estar nominada a la mejor película, el mismo en que 'Paseando a Miss Daisy' se impuso en los Oscar, un filme que Lee tachó de complaciente y de mostrar una visión «domesticada» de la comunidad afroamericana. «Cada vez que alguien hace de chófer de alguien... pierdo», ironizó.

Horas más tarde, Trump no pudo contener su ira y respondió al realizador vía Twitter, como es habitual en él: «Estaría bien que Spike Lee pudiera leer sus notas, o mejor aún no usarlas en absoluto, cuando usa un tono racista contra vuestro presidente, que ha hecho más por los afroamericanos que cualquier otro presidente». Y entre esos logros Trump citó «la reforma de la justicia penal, los índices de desempleo más bajo de la historia y una reforma fiscal».

Mahershala Ali fue el mejor actor de reparto por dar vida al músico Don Shirley en 'Green Book'. El protagonista de la serie 'True Detective' en su tercera temporada ya obtuvo el mismo galardón por 'Moonlight'. Su talentoso y atildado pianista en el filme de Peter Farrelly sufre por partida doble su condición de negro y desclasado entre los suyos. Algunas voces han criticado que 'Green Book' solo da protagonismo a un personaje negro para ayudar a que el personaje blanco cambie y adopte una nueva conciencia. Por eso la han bautizado como 'Paseando a Miss Daisy 2'.

Regina King, mejor actriz de reparto por 'El blues de Beale Street'.
Regina King, mejor actriz de reparto por 'El blues de Beale Street'.

Según un estudio de la Universidad del Sur de California, este es el año en que más afroamericanos han ocupado papeles principales en películas en más de una década: del 13% en 2007 al 28% de 2018. Los tres Oscar técnicos de 'Black Panther', un inesperado taquillazo, deben entenderse como el reconocimiento a la primera cinta de superhéroes (con mensaje racial que caló entre su numeroso público afroamericano) que logra la hazaña de estar nominada al Oscar a mejor película.

Los otros cinco nominados negros con premio fueron Regina King (mejor actriz secundaria por 'El blues de Beale Street'), Ruth Carter (primera afroamericana en ganar el premio al mejor vestuario, por 'Black Panther'), Hannah Beachler (escenografía, también por 'Black Panther'), Kevin Willmott (guionista galardonado junto con Spike Lee) y Peter Ramsey (codirector del mejor filme de animación, 'Spiderman: un nuevo universo'). La guinda la puso el congresista John Lewis, icono de la lucha contra la segregación racial, que presentó 'Green Book' y que sufrió en su propia carne en los años 60 el racismo del que habla el filme.