'Colmillo blanco', una fábula animada con la esencia de Jack London

Fotograma de 'Colmillo blanco' (2018)./
Fotograma de 'Colmillo blanco' (2018).
ANIMACIÓN

Oskar Belategui
OSKAR BELATEGUI

Rousseau decía del hombre que nace naturalmente bueno y se pervierte al contacto con la sociedad. En 'Colmillo blanco', Jack London lo aplica al mundo del animal. Su protagonista, un perro-lobo salvaje que no conoce más leyes que las de la naturaleza, irá agudizando sus instintos de ferocidad a semejanza de los hombres.

Coproducción entre Francia y Luxemburgo, esta cinta premiada en Annecy es el primer largo de animación dirigido por Alexandre Espigares, que ganó un Oscar por su corto 'Mr. Hublot' en 2013. La animación se esfuerza por capturar la belleza salvaje de las tierras del Yukón en una recomendable fábula ecologista y aventurera, que servirá a los chavales para introducirse en la literatura del autor de 'La llamada de la selva'.