Elsa Pataky, irreconocible con su nuevo cambio de look

Elsa Pataky, en una imagen de archivo./E. C.
Elsa Pataky, en una imagen de archivo. / E. C.

La actriz sorprende con flequillo y de morena durante la grabación de una campaña publicitaria

Virginia Melchor
VIRGINIA MELCHOR

Elsa Pataky es rubia de toda la vida o al menos desde que llegó a la nuestra cuando se dio a conocer en la serie 'Al salir de clase'. Su icónica melena clara es una de sus señas de identidad y no se había deshecho de ella hasta ahora. A la actriz le han llovido las criticas por atreverse con algo que nunca debes realizar en Instagram si quieres evitar que te pongan a caer de un burro: someterse a un cambio. Un cambio de peinado, de estilo al vestir, de maquillaje, de dieta, de casa, de perro... y las críticas están aseguradas. Porque si una se presenta en la oficina con el pelo verde, lo máximo que va a soportar son las miradas indiscretas de los compañeros, pero si te llamas Elsa Pataky y tienes casi tres millones de seguidores no tienes escapatoria. Sino que se lo digan a Paula Echevarría, que la semana pasada le tildaron de 'choni' por aparecer en un evento con un flequillo postizo y un maquillaje extremo.

Ahora se ha armado la marimorena porque Elsa ha colgado una foto de morena. La actriz luce flequillo y una media melena en color negro que resalta sus ojos azules. «New look», escribe la pobre ingenua sin saber el revuelo que se iba a formar después. Para algunos de sus fans, por llamarlos de alguna manera, le «queda fatal», le «echa un montón de años» y no está «nada favorecida». Otros, en cambio, piensan que está «guapísima», que tiene «un aire a Pilar Rubio» e, incluso, la comparan con una reina egipcia. Afortunadamente, la madrileña acompaña la imagen de un vídeo en el que se ve el proceso de transformación para que sus detractores pudiesen respirar aliviados. Sí, tanto lío por una simple peluca.

El inesperado cambio de look se enmarca dentro de una campaña publicitaria de la firma de calzado Gioseppo. En la imagen, aparece junto a su cuñada, Silvia Prieto, que se casó el pasado verano en Getaria con el hermano de la actriz luciendo un espectacular vestido de la diseñadora bilbaína Alicia Rueda.

No es la primera vez que Elsa sorprende con nuevo peinado, aunque nunca tan radical. La madrileña ha llevado el pelo liso, con ondas, con flequillo, pero sin pasar del tono marrón que lució en 2006. Visto lo visto cualquiera se anima a innovar. Aunque no parece que a la actriz, de 42 años, le afecten demasiado las criticas. Instalada lejos del mundanal ruido en un diminuto pueblo australiano, Elsa disfruta junto a su marido, el actor Chris Hemsworth, y sus tres hijos de una vida tranquila al abrigo de la sobreexposición mediática. Allí donde no la reconoce nadie, poco importa si Pataky llega al supermercado de rubia o de morena.