El Correo

La app Kidsize acierta con las tallas

Vídeo

Con solo dos fotos la app mide a la niña en 3D. / Kidsize

  • investigación

  • El Instituto de Biomecánica de Valencia presenta un proyecto cofinanciado por la UE cuyo objetivo es resolver los problemas de asignación de tallas al comprar ropa para niños por internet

Según datos de Children’s Fashion Europe, en la actualidad casi el 40% de las compras por internet se devuelven. El principal motivo (75% de los casos) es la falta de ajuste del producto comprado. Estas devoluciones suponen un coste a las empresas del sector de entre 1.200 y 1.600 millones cada año solo en la Unión Europea.

Estos datos son uno de los principales motivos que limitan el crecimiento de las ventas de moda infantil por internet (alrededor del 5% del total) a diferencia de otros sectores como por ejemplo el de los ordenadores o los libros. Para solucionarlo, el Instituto de Biomecánica de Valencia (IBV) y la Asociación Española de Productos para Infancia (Asepri) han presentado este jueves el proyecto Kidsize, cofinanciado por la UE.

La app Kidsize acierta con las tallas

/ Kidsize

Kidsize permitirá a los consumidores acertar con la talla de los más pequeños sin necesidad de probarles la ropa. “Por un lado una app para medir a los niños de manera sencilla en 3D y por otro, un sistema de asignación de tallas”, ha explicado Juan Carlos González, director de Innovación en Indumentaria del IBV.

Solo hay que realizar dos fotos con la app para obtener la figura del niño en 3D. El sistema procesa los datos e indica qué talla debemos elegir y cómo le va a quedar la prenda. “Nos permite medir a nuestros hijos en 3D y obtener más de 30 dimensiones corporales con solo tomar un par de fotos”, ha señalado la directora de Asepri, Lores Segura.

Menos de 1 cm de error

Los resultados del proyecto muestran que con la app las mediciones son más rápidas y mucho más precisas (menos de 1 cm de error) que si las tomáramos con una cinta métrica (de 2 a 5 cm de error). “Esta precisión es fundamental si queremos utilizar dichas medidas para dar una recomendación de talla, ya que en la ropa infantil las diferencias entre tallas apenas son de 2 a 4 cm”, ha aclarado González.

La otra gran innovación que ha desarrollado el IBV en el proyecto son “los algoritmos de asignación de talla”. Como ha precisado González, “basándose en las dimensiones de nuestros hijos que hemos obtenido con la app e información sobre la prenda, Kidsize es capaz de dar dos recomendaciones de talla: la de la marca (talla recomendada para llevar la prenda ahora), y la de los padres (para que le dure esta temporada y la siguiente)”.

Desde Asepri han asegurado que Kidsize es una solución que sirve para cualquier fabricante de ropa infantil que utilice herramientas de patronaje normalizadas. Los socios del proyecto han informado que Kidsize “estará listo a corto plazo para las empresas fabricantes o portales de venta que quieran integrar su catálogo con el sistema de asignación”.