Entra en prisión por disparar en Irún a un conocido con una escopeta de caza

El agresor, de 45 años, está acusado de intento de homicidio por atacar a tiros a un allegado al que le reclamaba el pago de una presunta deuda económica

EL CORREOirún

Agentes de la Ertzaintza de Irún detuvieron la noche del pasado sábado en Irún a un hombre de 45 años de edad, al que se le acusa de un delito de intento de homicidio. El implicado efectuó al menos dos disparos con una escopeta de caza contra un conocido, después de reclamarle el pago de una supuesta deuda económica. La víctima tuvo que ser trasladada a un centro hospitalario donde quedó ingresada. En la tarde de ayer, martes, el detenido fue presentado en el Juzgado, donde se decretó su ingreso en la cárcel de Martutene.

Poco antes de las diez de la noche del sábado, la Ertzaintza recibió la alerta de posibles disparos con un arma de fuego junto a inmueble de viviendas ubicado en la zona de Lapitze, en el municipio guipuzcoano de Irún. De inmediato, se desplazaron al lugar varias dotaciones de protección ciudadana, que comprobaron que un hombre presentaba lesiones sangrantes a la altura del cuello, por lo que se solicitó una ambulancia.

La víctima relató a los agentes que se encontraba en su domicilio, en un bajo de dicho edificio, cuando escuchó las voces de un conocido suyo a través de una ventana. Tras asomarse a la misma, vio al hombre, quien de inmediato le solicitó que le devolviera una cantidad de dinero que le había prestado. Portaba una escopeta y en un momento dado, apuntó hacia la casa y efectuó un tiro, que el denunciante pudo evitar al lanzarse al suelo.

Ante la situación de máxima tensión, el presunto deudor salió a la calle para perseguir al autor del disparo, que se encontraba ya dentro de un vehículo estacionado en las inmediaciones. Al dirigirse hacia él, éste esgrimió el arma de fuego por la ventanilla del coche y realizó un segundo disparo, que alcanzó a la víctima de la zona del cuello y el hombro. Acto seguido, el agresor se dio a la fuga. El herido, por su parte, fue traslado al Hospital de Donostia, donde quedó ingresado debido a las lesiones causadas por los perdigonazos.

Pasadas las once de la noche, los agentes encargados de la investigación, localizaron en el municipio fronterizo al autor, que fue detenido por un delito de intento de homicidio. El arma utilizada, una escopeta, fue localizada en la zona del Alto de Arretxe, lugar donde el arrestado la había dejado escondida.