La segunda fase de las obras del enlace de Kukularra arrancarán en mes y medio

La iniciativa reducirá las congestiones en uno de los principales nudos de comunicaciones de Bizkaia. /
La iniciativa reducirá las congestiones en uno de los principales nudos de comunicaciones de Bizkaia.

Los trabajos, que buscan aliviar la congestión en este nudo entre la BI-637 y la N-637, tienen un plazo de ejecución de 21 meses

EL CORREO

La segunda fase de las obras del enlace de Kukularra arrancarán en octubre. Los trabajos tienen un presupuesto de diez millones de euros y un plazo de ejecución de 21 meses. La primera fase ha conseguido importantes mejoras en la fluidez del tráfico, según ha informado hoy la Diputación en un comunicado.

Este proyecto tiene como objetivo aliviar la congestión en la conexión entre la BI-637 y la N-637 sentido Rontegi-Enekuri-Erletxes. Se trata de uno de los principales nudos de comunicaciones de Bizkaia, por el que circulan más de 135.000 vehículos al día.

El diputado de Infraestructuras y Desarrollo Territorial, Imanol Pradales, se ha mostrado satisfecho con los primeros resultados positivos de esta actuación, que «ya ha logrado mejorar notablemente los movimientos Rontegi-Asua/Enekuri». Las mejoras en la fluidez del tráfico se dan principalmente durante las horas punta, que son las que habitualmente registran retenciones, ha detallado. El periodo de tiempo en el que los vehículos se ven obligados a reducir de manera brusca la velocidad ha disminuido de 3 horas a 1 hora y dicha reducción de velocidad es menor.

La primera fase de remodelación del enlace de Kukularra ha supuesto también un incremento de 15 kilómetros por hora en la velocidad media de recorrido a aquellos vehículos que atraviesan el Puente de Rontegi durante las horas de mayor demanda, en sentido Cruces-Kukularra. Este hecho se traduce en ahorros de tiempo promedio por persona usuaria de 6 minutos durante los viajes en hora punta de mañana de un día laborable.