El plan de empleo de Bilbao creará 654 puestos y priorizará la inserción laboral de los jóvenes

Presentación del plan de empleo de Bilbao. /Pedro Urresti
Presentación del plan de empleo de Bilbao. / Pedro Urresti

El Gobierno vasco y el Ayuntamiento invertirán 9,4 millones en el mayor programa de este tipo que se pone en marcha en la capital vizcaína

JOSÉ DOMÍNGUEZ

Los planes de empleo del Ayuntamiento de Bilbao sacarán de las listas del paro a 654 vecinos entre tres meses y un año. Es la mayor oferta laboral que el Gobierno vasco, a través de Lanbide y la institución local, ponen en marcha en la ciudad, que exigirá una inversión conjunta de 9,4 millones de euros (el 73% del Ejecutivo autónomo) y priorizará el acceso al mercado del trabajo de la juventud.

El alcalde, Juan Mari Aburto, ha destacado en la presentación del programa que las acciones para promocionar el empleo este año (aunque se desarrollarán el que viene) serán dobles. Por un lado el plan de empleo anual, que beneficiará a 567 bilbaínos (10 más que en el de 2017) y otro extraordinario que, «por primera vez se centrará exclusivamente en los menores de entre 16 y 29 años». El objetivo es garantizar a 87 jóvenes un puesto de trabajo durante 12 meses a jornada completa «para favorecer su empleabilidad a través de la adquisición de experiencia profesional». El único requisito, además del de estar parado, es poseer alguna formación previa, ya que se intentarán adaptar sus perfiles a los diversos puestos que se les ofrecerán, todos dependientes directamente de áreas municipales y que abarcarán desde las tareas administrativas a las nuevas tecnologías, cuestiones jurídicas, medioambiente, trabajo social o promoción turística, entre otros.

El plan ordinario, a su vez, también se dividirá en dos ramas. Por un lado el propio Ayuntamiento, a través de su sociedad Bilbao Ekintza, promoverá 213 empleos directos en tareas como la rehabilitación de edificios públicos, brigadas forestales o mejoras de equipamientos urbanos. Y, por otro lado, mediante la concesión de ayudas se fomentará que empresas con sede en la villa den trabajo a otras 354 personas. Una oportunidad «real» de inserción laboral, ya que dos de cada tres contratados por firmas locales el año pasado mediante este programa siguen empleadas. En cualquier caso, la duración de todos estos contratos serán de tres a seis meses «a media o jornada completa».

Aburto ha remarcado que en estos 567 puestos, además de los jóvenes, tendrán prioridad los colectivos con más dificultades para acceder al mercado laboral, por lo que el 30% deberán ser perceptores de la Renta de Garantía de Ingresos (RGI). Además, la mitad de los empleos se adjudicarán a mujeres, «aunque Lanbide sólo nos exige el 40%», y otro 15% a mayores de 55 años. Todos deberán empezar a trabajar antes de final de año y concluir el programa en el primer semestre de 2019.

La consejera de Empleo y Políticas Sociales, Beatriz Artolazabal, ha destacado que los programas de «acciones locales de empleo» como éste en Bilbao están demostrando su efectividad y aportando su granito de arena a la mejora general de Euskadi, «donde hemos logrado bajar al 9,5% la tasa de paro, algo que en 2016 nos parecía un reto». «Ahora toca consolidar esa bajada con más creación de puestos de trabajo y una mejora de su calidad», ha añadido.

En Bilbao, la cifra de desempleo es superior y se sitúa en el 13,24%. 24.541 empadronados están en paro, según ha confirmado el concejal de Desarrollo Económico, Comercio y Empleo, Xabier Otxandiano. «Queda mucho por hacer, pero es el dato más bajo de los últimos nueve años», ha remarcado.

 

Fotos

Vídeos