Los padres exigen que se repongan los ordenadores robados en colegios

Los padres exigen que se repongan los ordenadores robados en colegios

Educación asegura que no le ha dado tiempo porque las sustracciones se produjeron en marzo y abril y los terminales se adquieren por lotes

Ainhoa De las Heras
AINHOA DE LAS HERAS

La Asociación de Padres y Madres (Ampa) del colegio Maestro García Rivero, ubicado en la zona de Atxuri, en Bilbao, reclama que se reponga la veintena de portátiles que han sido robados en este centro en las últimas semanas. Se trata de miniordenadores de la marca Crombook, con un coste total de unos 4.000 euros, apuntan. Según explica una portavoz del Ampa, los equipos informáticos se adquirieron por parte de la dirección con un dinero ahorrado del que aporta el Departamento de Educación a los centros, y ahora los alumnos se han quedado sin poder usar esta herramienta. Este tipo de aparatos los utilizan los escolares de los cursos superiores, para quienes resultan de gran utilidad, según las familias.

Por su parte, la consejería que dirige Cristina Uriarte mantiene la intención de «ir reponiendo» los terminales sustraídos a medida que se pueda en aquellos centros escolares públicos que hayan sufrido la oleada de robos, aunque advierte que aún no ha dado tiempo porque las sustracciones se han producido en marzo y abril y estos equipos se adquieren por lotes. El Departamento de Educación tiene constancia de cuatro denuncias por parte de colegios públicos de Bilbao por el robo de una treintena de portátiles, según confirmó un portavoz oficial, aunque la cifra podría ser superior, ya que también se han visto afectados varios centros privados, alguna facultad universitaria, institutos y academias de Formación Profesional.

Las familias del centro escolar García Rivero se quejan de la falta de medidas de seguridad

Los padres de este colegio bilbaíno se quejan de la falta de medidas de seguridad y de que no se ha instalado una alarma antirrobo hasta que los ladrones les han asaltado varias veces este año. Desde el Ampa llevan años reclamando también que se pinte la fachada exterior.

Receptador

La Ertzaintza y la Policía Municipal de Bilbao investigan esta singular sucesión de robos de ordenadores portátiles, tablets y otros aparatos electrónicos como televisores en distintos centros educativos. En algunos colegios, los delincuentes se han apoderado de grandes cantidades de material, hasta 17 y 22 ordenadores a la vez en un tiempo récord. Un individuo de 24 años con múltiples antecedentes ha sido imputado y detenido por varios de estos casos. Actúa en compañía de su pareja y a veces también de otros familiares. En total, hay cuatro investigados que están ahora pendientes de juicio.

Los robos se han venido cometiendo desde comienzos de año durante los fines de semana o días festivos, cuando los colegios están cerrados. Los ladrones se cuelan en las instalaciones y, una vez dentro, fuerzan aulas y despachos hasta que dan con los portátiles. La Policía sospecha que están en contacto con un receptador al que venden los artículos sustraídos y que después los introduce en el mercado negro.