Vecinos y oposición rechazan la nueva parada de la lanzadera de Galdakao

Imagen aérea de la zona donde se ubicará la parada. /E. C.
Imagen aérea de la zona donde se ubicará la parada. / E. C.

Aseguran que el traslado del apeadero es «un parche» y vuelven a exigir que se traslade a Etxebarri

ASIER ANDUEZA GALDAKAO.

La decisión, anunciada el lunes, por la Diputación Foral de Bizkaia, de trasladar la parada de la lanzadera de Galdakao, ubicada en Bolueta, no ha gustado a los usuarios del servicio, ni a los partidos de la oposición. La medida supone ubicar el apeadero al otro lado de las vía del metro, en la rotonda de la carretera que une Bilbao con Basauri. El cambio se ha realizado para hacer la espera más segura y resguardada de las inclemencias meteorológicas, para lo que se va a instalar un tejadillo.

La ruta es usada por 800.000 personas al año, principalmente galdakaotarras que acuden a coger el metro a Bolueta. Una de sus principales reivindicaciones siempre han sido las malas condiciones del espacio de espera actual, en cuesta y sin marquesina. Su traslado, tampoco es de su agrado. Para Mari Paz Losada, portavoz de la plataforma vecinal que reclama la llegada de la Línea 5 a la localidad, califica la medida como «un parche más porque seguirá estando en una zona poco transitada y peligrosa». «Además, seguimos apostando por que la lanzadera llegue hasta Etxebarri, lo que ya votamos los galdakaotarras Etxebarri, ya que allí la estación está preparada para acoger un servicio de lanzadera, al estar muy cerca de los autobuses y porque está a resguardo», reclama.

El Ayuntamiento de Bilbao acometerá los trabajos que consistirán en ampliar la dársena destinada al autobús y reducir la acera. La institución foral, por su parte, sufragará la marquesina, del modelo diseñado por Norman Foster. Las obras terminarán a comienzos del año que viene. Desde el Consistorio galdakaotarra ya han trasladado a la Diputación, «que prefieren esperar a enero para instalar una de las marquesinas del arquitecto inglés, que ya se han encargado, y así no poner las antiguas estructuras».

No convence

La decisión foral se produce a raíz de una pregunta de EH Bildu, en las Juntas Generales, en la que pedía explicaciones sobre la lanzadera. La medida tampoco ha gustado en la formación soberanista. «Estas nuevas medidas no satisfacen las necesidades de la ciudadanía de Galdakao que apuesta por Etxebarri como ya ha quedado reflejado en muchas ocasiones», mantienen.

Desde Galdakao Orain esgrimen los mismos argumentos y advierten que la solución adoptada «supone una parada similar a la anterior». En el Consistorio de la localidad aclaran que «en estos tres años se han llevado a cabo reuniones de trabajo y se han enviado misivas dirigidas al Gobierno vasco, la Diputación y Ayuntamiento de Bilbao, intentando velar no sólo por la accesibilidad, sino por la seguridad en una localización mejorable». Por su parte, Txema Larrazabal, concejal del PSE, se mostró satisfecho por la nueva solución en la que «llevamos ocho meses trabajando». «Es la mejor opción posible a la lanzadera y estamos contentos con que se haga realidad», aseguró.

 

Fotos

Vídeos