Los tres parkings disuasorios del metro suman una ocupación diaria del 62%

El aparcamiento de Etxebarri es el segundo más usado y dispone de 167 plazas de estacionamiento. /E. C.
El aparcamiento de Etxebarri es el segundo más usado y dispone de 167 plazas de estacionamiento. / E. C.

Durante el año pasadose registraron 294.726 usos y el aparcamiento de mayor demanda fue el del BEC, seguido de los de Etxebarri y Leioa

LEIRE PÉREZ

En pleno debate sobre la necesidad de restringir el uso del vehículo privado para mejorar la calidad del aire en Bilbao –incluso con la posibilidad de instalar peajes interurbanos–, el transporte público se convierte en la mejor de las posibilidades para los desplazamientos. Y ligado a él, la opción de aparcar fuera de los núcleos urbanos, evitado atascos, retrasos y, sobre todo, librando a la atmósfera de una buena carga de polución. En los alrededores de Bilbao existen tres parkings disuasorios, todos ligados al metro. Pero su uso no es tan intenso como muchos querrían. De hecho, se sitúa en un 62% diario.

Los aparcamientos se ubican junto al BEC, en Leioa y en Etxebarri y en total suman 1.321 plazas. Según los datos facilitados por el Consorcio de Transportes de Bizkaia (CTB), el año pasado registraron 294.726 usos, lo que supone una media de 818 al día.Las cifras quizá no sean todo lo buenas que debieran, pero son mejores que hace siete años. Concretamente las superan en 40.000 usos más.

Los datos

BEC
Al dar uso a la Margen Izquierda fue el aparcamiento más utilizado el año pasado, con 107.912 vehículos.
Etxebarri
Durante 2018 97.562 automóviles aparcaron en el interior de sus instalaciones.
Leioa
El recinto de la Margen Derecha ocupó el tercer puesto con 89.252 aprovechamientos por parte de los usuarios de Metro Bilbao.
5
millones de euros es la cantidad que el Consorcio de Transportes de Bizkaia se ha gastado en los cuatro aparcamientos que completarán la red de Metro Bilbao el próximo verano. Actualmente se está ejecutando el de Ibarbengoa en la estación de Andra Mari, en Getxo.

El que más se utiliza es el Barakaldo, 107.912 ocupaciones anuales, seguido del que se ubica al pie de la estación del suburbano de Etxebarri. Y, en último lugar el de Leioa, con 89.252 vehículos. Aunque la celebración de citas culturales o deportivas en fin de semana suele suponer puntas de ocupación, la mayoría de los conductores suele optar por dejar sus coches en estos recintos durante los días laborables.

Si el respeto al medio ambiente y evitar los tediosos atascos no son suficientes alicientes para utilizarlos, no está de más recordar que ocupar estos estacionamientos supone un mínimo desembolso de 70 céntimos al día. Aquellos que utilizan esta fórmula combinada con el transporte público se benefician de una tarifa bonificada. «La estancia no puede superar las 24 horas y si no se cumplen las condiciones el propietario del vehículo tendrá que pagar una tarifa de 0,05 euros el minuto», recuerdan desde el CTB.

El balance que hace este organismo, en todo caso, es bueno. «El uso es satisfactorio y la aceptación grande por parte del público. La intermodalidad entre transportes y entre uso privado y público en general va creciendo», confirman desde el Consorcio de Transportes de Bizkaia.

Tres millones

Cada uno de los tres estacionamientos tiene unos condicionantes diferentes. En Etxebarri, al encontrarse en la trama urbana, el Ayuntamiento ha instalado señales de tráfico para facilitar que los vehículos que allí aparquen entren y salgan del municipio a través del polígono Lezama-Leguizamón. Buscan reducir el impacto que se genera por las principales calles de la localidad.

La puesta en marcha de nuevos parkings disuasorios en la provincia dependerá de un estudio que está previsto elaborar y que incidirá tanto en las necesidades como en los puntos adecuados para habilitar nuevas infraestructuras. Hasta el momento se han invertido más de tres millones de euros en estas instalaciones. El de la Margen Derecha fue el primero en 2013. Dos años después entró en servicio el de Etxebarri, sobre el que se barajó una ampliación que quedó en agua de borrajas. Ese mismo año también se acordó que el CTB integrase casi un tercio de su parking en la red del transporte metropolitana. Esta decisión permitió no tener que levantar una nueva estructura.

Ibarbengoa estará operativo en verano

Bizkaia sumará el próximo verano un cuarto parking disuasorio. Será el de Ibarbengoa, en la estación de mismo nombre que se ubica en el barrio de Andra Mari en Getxo. El pasado mes de diciembre concluyeron las obras de excavación –será subterráneo–, en febrero se colocó la estructura prefabricada y los pilares y actualmente se ejecuta la fase de las comprobaciones. De momento, la estación, cuyas obras concluyeron en 2012, aún no está en uso. En todo caso, cuando entre en funcionamiento el aparcamiento sumará 304 plazas, siete de ellas para personas con movilidad reducida. En total, el CTB ha invertido en esta obra 2,2 millones de euros.