Las obras para consolidar el muro del colegio Etxegarai se iniciarán este año

Un grupo de padres espera a sus hijos en el exterior del colegio Etxegarai. / MIREYA LÓPEZ
Un grupo de padres espera a sus hijos en el exterior del colegio Etxegarai. / MIREYA LÓPEZ

El Ayuntamiento de Basauri ha concedido la licencia para desarrollar la intervención, que pondrá fin a un problema que mantenía en alerta a padres y vecinos

LEIRE PÉREZ BASAURI.

El Ayuntamiento de Basauri ha otorgado al departamento de Educación del Gobierno vasco la licencia municipal de obras, que permitirá ejecutar el refuerzo del muro de contención del colegio público de Infantil y Primaria, José Etxegarai. El AMPA del centro y la asociación de vecinos mostraron a finales del año pasado su «malestar» porque «avisamos en mayo de que el muro tenía una especie de barriga y se podía salir la tierra con las consecuencias que ello tendría y todavía no se ha hecho nada», señalaron.

Estaban preocupados por el «impacto que el deterioro pueda tener en el edificio», una cuestión sobre la que se les tranquilizó desde el Ejecutivo autonómico. Aunque solucionar el problema no requiere de una intervención de grandes dimensiones, sí que tiene una serie de requisitos como la realización de un proyecto y la contratación de un arquitecto, que han ido complicando su ejecución. Antes de que terminase 2018, el departamento de Educación del Gobierno vasco presentó en el Consistorio el proyecto de ejecución de la obra, que fue redactado en noviembre por un arquitecto.

La actuación tendrá un coste total de 58.552 euros y consistirá en el refuerzo de un muro de contención de hormigón armado de cuarenta centímetros de espesor y 4,50 metros de altura. Tendrá además una extensión de 21,75 metros, con consolidaciones en varios puntos, para que así pueda contener bien la zona que tenía fisuras.

La obra obligará además a eliminar el actual revestimiento de hormigón y a la creación de uno nuevo. De paso, se mejorará el tránsito del agua que se acumula en la zona con una barra de drenaje y la creación de un sumidero lineal de aguas pluviales junto al muro reparado.

Contenedor

El arreglo y la generación de escombros obligarán a Educación a ubicar junto a la acera un contenedor en el que desechar los trozos del anterior muro, así como a tener una zona de materiales. El Ayuntamiento ha cedido en la calle Urbi un espacio de 44 metros cuadrados para este fin durante dos meses, el tiempo que estiman los técnicos municipales durará la obra. Según indicaron portavoces del departamento autonómico, la concesión de la licencia permitirá «ahora llevar a cabo el trámite administrativo», aunque prefirieron no dar fechas sobre el inicio de la actuación, que en todo caso se realizará a lo largo del este año.

El deteriorado estado de la pared llevó el año pasado al Ayuntamiento a requerir la intervención del departamento de Educación y los técnicos municipales optaron por clausurar el acceso al centro escolar por esa zona, la más directa al centro escolar de Infantil y Primaria.

Los representantes de los grupos municipales de Basauri Bai-Podemos y el Partido Socialista solicitaron entonces una «solución lo antes posible». Los socialistas recordaron que la zona estaba en las «inmediaciones de la pasarela del barrio de Urbi», lo que podía afectar al tránsito de vehículos en caso de que hubiera un «desprendimiento».