Galdakao inicia la instalación ludotecas prefabricadas en los barrios

El módulo de Urreta ya está colocado. / A. G.
El módulo de Urreta ya está colocado. / A. G.

La medida, que cuenta con una inversión de medio millón de euros, busca ampliar un servicio que ya cuenta con 800 niños inscritos

CRISTINA RAPOSOGALDAKAO.

Con el fin de seguir ampliando la red local de ludotecas del municipio a los barrios, el Ayuntamiento de Galdakao ha realizado una inversión de medio millón de euros. En esta ocasión, este servicio llegará hasta los barrios de Bengoetxe y San Ignacio, e incorporará un nuevo espacio en Urreta abandonando la actual ubicación. La extensión de este programa, dirigido a niños de entre 3 y 11 años de edad, se ha realizado mediante módulos prefabricados.

«Cada uno de estos módulos contará con una superficie de 95 metros cuadrados, aproximadamente, pudiéndose ensamblar varios de ellos para crear un amplio espacio común, así como un voladizo en las fachadas de acceso», concretan desde el Consistorio. Desde que se estrenó este servicio ha tenido «muy buena acogida», entre los vecinos de la localidad. Tanto es así que actualmente un total de 800 niños están inscritos.

Seis emplazamientos

Todas las actividades lideradas y propuestas por el programa están abiertas de forma general a todos los menores que tengan edades comprendidas en esa franja de edad. «Con esta nueva extensión del servicio, el Ayuntamiento intenta llegar a otras zonas del municipio y facilitar así que los niños residentes en esos núcleos urbanos no tengan que desplazarse para disfrutar del servicio municipal de ludotecas», detallan desde el Consistorio galdakoztarra.

Con la puesta en marcha de estos nuevos espacios, Galdakao pasa a contar con un total de seis de estos espacios de juegos. En la lista se encuentran las ya existentes, ubicadas en Plazakoetxe, Usansolo y Aperribai, y las nuevas en Urreta, Bengoetxe y San Ignacio. Todas ellas, dirigidas a dar servicio a la población infantil, están impulsadas por el área de Euskera del Ayuntamiento. Su objetivo es «integrar a este colectivo en actividades lúdicas, pero también promover el euskera en su mundo social y afectivo», señalan fuentes municipales.