La filatélica de Basauri pone en circulación el sello del Meeting Paralímpico

Javi Landeta, Feliciano Vez, Andoni Busquet, Uxue Elorriaga y Romualdo Doistua, en la presentación. / E.C.
Javi Landeta, Feliciano Vez, Andoni Busquet, Uxue Elorriaga y Romualdo Doistua, en la presentación. / E.C.

La asociación San Fausto repartirá el sábado los timbres en un stand en el inicio de la calle Begoñako Andra Mari

LEIRE PÉREZ BASAURI.

La imagen de un atleta paralímpico preparado para enfrentarse al resto de competidores se ha transformado en sello en Basauri. La instantánea corresponde a la lámina que logró imponerse en marzo en la 48 edición del concurso de dibujo y pintura que organiza la asociación de antiguos alumnos del colegio San José y pretende homenajear al XX Meeting Paralímpico, una de las pruebas adaptadas de mayor calado a nivel nacional y que se celebrará el día 20 en Artunduaga.

Ayer, la asociación de comerciantes, la sociedad filatélica, representantes del colectivo estudiantil, el alcalde, Andoni Busquet y Uxue Elorriaga, autora del diseño, presentaron el timbre, del que se han impreso 250 unidades que se pondrán a la venta este sábado en un stand que habilitará el colectivo de minoristas en el inicio de la calle Begoñako Andra Mari. Representantes de la asociación filatélica San Fausto serán los encargados de vender a un precio popular los sellos y sobres, así como de estampar el matasellos con la imagen de Txipi, la mascota del Meeting. Con la estampación concluye un proceso que se inició el pasado mes de febrero, cuando la asociación de antiguos alumnos del colegio San José decidió dedicar la temática de su concurso al deporte paralímpico y adelantar el certamen un par de meses para que así el sello estuviese listo con anterioridad a la prueba deportiva. «Es muy agradable de ver, de los más bonitos que hemos hecho», explicó el presidente del colectivo filatélico, Feliciano Vez. En los últimos años han sacado al mercado 25 timbres, entre ellos los dedicados al funicular de Artxanda, al Basconia, a San Mamés e incluso a Iñaki Azkuna.

Encajar el dibujo en cuarenta milímetros tiene lo suyo, aunque en esta ocasión el resultado ha sido espectacular. La propia autora, vecina de Etxebarri, se sorprendió. «No me imaginaba que pudiera quedar así», aseguró. La joven de 11 años lleva cinco años pintando. Para el concurso eligió la imagen de un deportista amputado doble con sus prótesis. Según reconoció, ya se ha gastado los cien euros de premio «en un lienzo, pinceles, acuarelas, témperas y óleos».

Busquet, por su parte, agradeció la «implicación» de los colectivos, mientras que Javi Landeta, presidente de la asociación de antiguos alumnos del colegio, se alegró de poder poner «en valor estos 20 años de trabajo» del Meeting.