Denuncian la muerte de diez de gatos en Basauri por la paralización del CES

Uno de los gatitos rescatados. /E. C.
Uno de los gatitos rescatados. / E. C.

El Ayuntamiento justifica que «estamos en época de cría», pero los voluntarios critican que no se ha hecho «antes la esterilización»

LEIRE PÉREZBASAURI.

Los voluntarios que cuidan de las colonias de gatos callejeros de Basauri denunciaron ayer la muerte de una decena de felinos en los últimos días. «Es la consecuencia de la mala gestión de las colonias de gatos. En los próximos meses veremos cómo se multiplica el número de animales y hay más atropellos», critica una de las voluntarias. En la mayoría de los casos se trataba de felinos que acababan de nacer o que tenían unos días. No serán los únicos porque «hay muchísimas gatas que además son muy jóvenes y que tendrán problemas para parir», aseguran.

Las personas que atienden a las 17 colonias callejeras aseguran que «la Casa del Perro ha esterilizado a los animales de dos ubicaciones». «Nos dicen que ahora no se puede hacer porque es época de cría, pero como se terminó el presupuesto sólo se llevó a cabo el programa CES a partir del mes de marzo. Ahora está parado», critican. «Insuficiente» en su opinión para una localidad como Basauri, pionera en la puesta en marcha del método CES, que consiste en capturar, esterilizar y devolver a los felinos a la calle, una medida que ha generado muchas felicitaciones por atajar la proliferación de los individuos callejeros.

En los últimos meses los voluntarios basauritarras han criticado en varias ocasiones la gestión y a la subcontrata del servicio que cuesta al Ayuntamiento 64.000 euros al año. En el último año ante el incremento de gatos las arcas municipales han incrementado en casi un 30% el montante que destinaba a este fin. Los voluntarios censuran que no se está haciendo «correctamente» la esterilización. «Vienen, dejan las cajas y se van, somos los voluntarios los que tenemos que estar pendientes de los animales que quedan dentro porque a veces acceden los que ya están castrados y no sirve para nada», apuntan.

El Ayuntamiento defiende a la empresa contratada. «Los servicios veterinarios, que son los profesionales entendidos, han considerado que, siendo época de cría, no es el mejor momento para capturar a los gatos y esterilizarles por el estrés que se les puede generar, pero una vez pase esta temporada se continuará con el programa», explicaron. Niegan que se haya acabado el «presupuesto» al tiempo que justifican que «la Casa del Perro es una empresa solvente y especializada que trabaja en otros municipios». «Somos un municipio referente y de los primeros en implantar el método CES», añadieron e informaron de que «ya se atiende a los animales heridos y enfermos».