Este contenido es exclusivo para suscriptores

Navega sin límites desde 4,95€ al mes y además este mes podrás ganar una Smart TV con tu suscripción

logo-correo-on2.svg
Acceso ilimitadoNuevas secciones y más contenidosNueva app exclusiva sin publicidadInteractúa con los periodistasNuevas newsletters de autorOfertas y eventos exclusivos

«Me metí en el taxi y el bebé ya estaba medio fuera, pero no se movía»

Iñaki, el agente de Leioa, con la parturienta y la recién nacida dentro del taxi./el correo
Iñaki, el agente de Leioa, con la parturienta y la recién nacida dentro del taxi. / el correo

Agentes de Leioa asisten un parto después de que un taxista reclamara su ayuda cuando hacían una detención

Eva Molano
EVA MOLANO

Edgar Pérez, un taxista de Leioa de 24 años, nunca olvidará la carrera de las doce y media de la noche del sábado. Sus padres son del gremio y llevaba solo seis días trabajando como chófer para cubrir una baja y sacarse un dinerito. Recibió un aviso de la base para que recogiera a unos clientes en la calle Gabriel Aresti, en el barrio de Lamiako. De camino, otra llamada. «Date prisa, que es una chica que está a punto de dar a luz». Pasó junto a algunos policías, que estaban deteniendo a un joven a la altura de Carrocerías Romo. Por fin llegó hasta sus clientes, en una rotonda cercana al nuevo Aldi.

 

Fotos