La plantilla del Kbus intensifica la huelga en Barakaldo con paros de 24 horas los jueves de febrero

Los trabajadores durante una manifestación este pasado mes de enero./Borja Agudo
Los trabajadores durante una manifestación este pasado mes de enero. / Borja Agudo

El Ayuntamiento fabril emplazó ayer al comité y a la empresa a «realizar todo el esfuerzo posible para acercar posturas en la negociación»

SERGIO LLAMAS BARAKALDO.

Después de cuatro días de paros parciales repartidos a lo largo de un mes, la veintena de trabajadores que conforma la plantilla del autobús urbano de Barakaldo, el Kbus, intensificará las jornadas de huelga. Así, el colectivo ha convocado paros de 24 horas para todos los jueves de febrero, tras denunciar que el Ayuntamiento «hace caso omiso» a sus reivindicaciones.

En el equipo de gobierno del Consistorio fabril emplazaron ayer, tanto a la empresa como al comité de trabajadores, a realizar «todo el esfuerzo posible para acercar posturas en la negociación». Además, apuntaron que el Kbus mantendrá unos servicios mínimos del 30%, según ha establecido el Gobierno vasco.

Los trabajadores acusaron al Ayuntamiento de mantener la licitación bloqueada, y criticaron que la empresa , Transitia S.L., le atribuye al Consistorio la imposibilidad de abordar las reivindicaciones.

Desde finales de diciembre la plantilla viene denunciando su situación laboral, en la que no se les reconoce el servicio urbano que prestan. De esta manera alcanzan jornadas anuales de más de 1.700 horas frente a las 1.592 en las que se mueven los conductores de otros transportes similares en Bizkaia.

Más movilizaciones

ELA ha registrado en la delegación de trabajo del Gobierno vasco las nuevas jornadas de huelga, al tiempo que ha anunciado que se intensificaran las movilizaciones en el municipio para socializar el conflicto y poder garantizar la calidad del servicio y lograr mejoras sociales para el personal, atajando contratos eventuales entre otras cuestiones.