Los padres de Asti Leku, encargados de vigilar a los alumnos por un conflicto laboral

Los profesores, ayer en uno de los paros. /P. Urresti
Los profesores, ayer en uno de los paros. / P. Urresti

H. RODRÍGUEZ PORTUGALETE.

Algunos padres de la Ikastola Asti Leku, de Portugalete, se ocupan desde hace varias semanas de cuidar de los alumnos del centro, en especial, de los más pequeños. Esta circunstancia viene motivada por los paros derivados de un conflicto laboral entre los profesores del sindicato mayoritario, ELA, y los responsables del centro. Los primeros reclaman una subida salarial del 1%, mientras que los segundos mantienen que las nóminas de los docentes ya se ajustan a convenio.

Los paros, de una hora, comenzaron el 15 de mayo y, con el de ayer, suman ya cinco. Aunque al principio se realizaban durante la mañana, en las últimas convocatorias «hemos decidido colocarlos al final de la jornada lectiva para causar menos trastornos ya que el centro podría cerrar una hora antes y ya está», detallan fuentes de ELA.

La Dirección no lo ve así. «Sobretodo en Infantil es un problema porque hay que recogerlos en el aula, vestirlos y llevarlos a su autobús», describen. Como quiera que algunas monitoras se han sumado a la huelga, y «dado que somos una cooperativa de padres y madres», el consejo rector ha hecho un llamamiento a los progenitores «para que ayuden en las labores de cuidado». La medida ha sido denunciada por el sindicato ante el Departamento de Trabajo del Gobierno vasco. «No consideramos que sea legal que se sustituya a trabajadores en huelga», advierten.

De trasfondo, la reclamación salarial de una parte del profesorado. Con el sueldo congelado entre 2010 y 2016, ELA pide que se les aplique la subida del 1% aprobada por Educación para 2017. «Pedimos que nos paguen esos atrasos y cuando se aplique el nuevo convenio colectivo, asumiremos lo que se apruebe», dicen.

El centro, por su parte, asegura que «no hay nada pendiente» y que respetan «el convenio colectivo vigente». «Estamos a favor de que se suban los sueldos, de que se mejoren las condiciones, pero no a costa de los alumnos», manifiestan. Las posiciones se mantienen alejadas y el próximo paro ya tiene fecha: el 7 de septiembre.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos