EH Bildu lamenta sus resultados y se abre a negociar «por un Barakaldo más justo»

Maria Solar. / E. C.
Maria Solar. / E. C.

La formación abertzale se dejó un escaño en las pasadas elecciones municipales y se quedará con tres

S. LLAMAS BARAKALDO.

Los buenos resultados del PNV no le garantizan la alcaldía de Barakaldo a la cabeza de lista jeltzale, Amaia del Campo. Así lo valoró ayer la candidata de EH Bildu, Maria Solar, que reconoció que los resultados obtenidos por su grupo «no son los deseados».

«A la hora de dialogar, EH Bildu sigue teniendo su puerta abierta para cualquiera que quiera desarrollar políticas que apuesten por acabar con la precariedad laboral, los problemas de vivienda de la juventud, la defensa del medioambiente y que apueste por una vida digna de las personas mayores, entre otros objetivos», enumeró la izquierda abertzale en un comunicado.

Solar destacó que pese a la pérdida de un concejal y un millar de votos, la formación que lidera tiene «más de 5.500 razones para seguir adelante con un proyecto que creemos necesario para Barakaldo», y se comprometió a trabajar por él los próximos cuatro años. La edil advirtió que pese al viraje a la derecha, la localidad fabril necesita un cambio de las políticas municipales para conseguir «un Barakaldo más justo».

Polarización PNV y PSE

Además, Solar valoró ayer que la polarización entre el PNV y «su socio preferente durante la mayor parte de la legislatura», el PSE, le ha brindado unos resultados excelentes a los jeltzales recogiendo el llamado voto útil frente a la posible vuelta de los socialistas al gobierno municipal de la ciudad.