Barakaldo renovará parte del firme en la plaza de Desierto

La plaza, reconocida arquitectónicamente, se creó en 2002. / S. LL.
La plaza, reconocida arquitectónicamente, se creó en 2002. / S. LL.

El Consistorio invertirá 48.000 euros en las obras, que sustituirán las actuales superficies de madera por un nuevo suelo de hormigón

S. LLAMAS BARAKALDO.

La plaza de Desierto, en Barakaldo, goza de prestigio entre los arquitectos por su llamativo diseño. Ahora, 16 años después de su inauguración, el Ayuntamiento invertirá 48.400 euros en hacerla un poco más práctica para los vecinos. Será con el cambio de aquellas zonas del pavimento realizadas en madera, muy desgastadas por el paso del tiempo, que pasarán a ser de hormigón y fibras de polipropileno.

«Es un sistema que da muchos quebraderos a los vecinos de Urban y, por eso, vamos a atender una demanda muy reiterada y a quitar las planchas de madera que hay repartidas por la plaza», detalló la alcaldesa de Barakaldo, Amaia del Campo. Según apuntó, en muchos puntos los tablones se encuentran desgastados o levantados, lo que provoca que sea un espacio incómodo para personas con dificultades en la movilidad.

El nuevo pavimento tendrá un espesor de 10 centímetros y llevará una rodadura decorativa coloreada. Además, se cambiarán las arquetas que en la actualidad disponen de una trampilla disimulada en el entramado de madera, para pasar a ser de fundición, más acordes con el nuevo suelo. Los trabajos durarán un mes.

En agosto, el Ayuntamiento fabril también ha renovado las plataformas de madera de la dársena de Portu, en una zona utilizada para tomar el sol. Las obras supusieron un coste de 10.000 euros.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos