Así luchaba la ballena de Sopela por sobrevivir