Barrika, Gorliz y Plentzia programan jornadas de limpieza en la costa

Vista aérea de la ría de Plentzia. /Mikel Arrazola
Vista aérea de la ría de Plentzia. / Mikel Arrazola

Las localidades se suman así del viernes al domingo a la celebración del Día Mundial de los Océanos

H. RODRÍGUEZPLENTZIA.

La preocupación por el medio ambiente es cada vez mayor, no solo a nivel mundial, sino en los entornos más cercanos. Los municipios de Margen Derecha son buena prueba de ello y son los primeros en dar un paso adelante si hay que plantar árboles o quitar plásticos de sus costas. Esta vez, la excusa para llevar a cabo distintas actividades es la celebración, el próximo sábado 8 de junio, del Día Mundial de los Océanos.

Barrika será la localidad más madrugadora en conmemorar la fecha. El viernes (día 7), a las 11.30 horas y con salida en el parking de la playa, se llevará acabo la limpieza del arenal y de los acantilados del entorno, donde «por su orientación, se acumulan grandes residuos, redes y cuerdas». «Quedan encajados en las rocas y al descomponerse generan microplásticos», explican los organizadores de la actividad, entre los que se encuentran Goazen Up y URA, la Agencia Vasca del Agua.

Al día siguiente, Gorliz toma el testigo. Allí, la iniciativa arranca a las 11.00 horas en el aparcamiento de Astondo, donde se harán distintos grupos. Unos por tierra y otros por mar se encargarán de adecentar los rompientes hasta Billano y las rutas hasta el faro.

El domingo será el turno de Plentzia. Quienes quieran tomar parte deben estar listos a las 11.00 horas en la plaza del Astillero, y como en el caso anterior se harán dos equipos: el marítimo y el terrestre. Su objetivo será eliminar las acumulaciones de microplásticos. «Limpiaremos las zona alta, media y baja de la ría», confirman las mismas fuentes.

En los tres casos, los impulsores de la iniciativa recomiendan llevar ropa cómoda y calzado que se pueda mojar. Además, los que quieran participar en la actividad desde el agua tendrán que llevar traje de neopreno y chapines.