1.600 mujeres han pasado por la Escuela de Empoderamiento de Getxo en 15 años

Varias mujeres participan en un taller en Getxo. /G. U.
Varias mujeres participan en un taller en Getxo. / G. U.

Arranca una nueva edición de esta iniciativa de apoyo pionera en Bizkaia en la que en 2018 se ofertan 18 cursos con un total de 325 plazas

T. IZAGIRRE GETXO.

El empoderamiento de la mujer va por buen camino en Getxo. Por la escuela han pasado en sus 15 años de vida 1.600 alumnas, de las cuales un 4,37% son extranjeras. Y hoy se abrirá el nuevo curso con una celebración especial. Se ofertarán 18 cursos para los que habrá 325 plazas. Desde su arranque la Escuela de Empoderamiento de Getxo siempre ha sido un elemento tractor que camina de la mano junto a las homónimas de Basauri, Ermua y Ondarrroa. «Incluida en la red de Bizkaia, fue pionera» y, como explica García, es un ejemplo a seguir del que «aún siguen nutriéndose escuelas del resto de la comunidad autónoma vasca».

Surgió porque el espacio sociocultural estaba ocupado por las asociaciones y grupos de mujeres, pero faltaba mayor presencia social y política. «Había que participar en la vida sociopolítica y había que saltar del espacio privado al público», apunta García. Por esta experiencia enriquecedora y positiva han pasado concejalas y exconcejalas del Ayuntamiento de Getxo, entre otras.

Tiene dos objetivos estratégicos. Uno es la toma de conciencia de la desigualdad impuesta por la sociedad machista a las mujeres y la otra el mostrarles cómo estar presentes en la vida pública y en la sociedad. Para conseguirlo se trabajan activamente tres ejes estratégicos. Uno de ellos es la formación, que incluye «cursos y talleres para la toma de conciencia mediante la reflexión feminista». De literatura a arte, autodefensa o 'El arte de amar con los ojos abiertos' son algunos ejemplos de los cursillos impartidos.

El segundo objetivo estratégico es la solidaridad e intercambio entre las mujeres de aquí y las que han llegado de otros países para quedarse. «Se trata de impartir experiencias para compartirlas, de una puesta en común. Es solidaridad de ida y vuelta», matiza la técnica de Igualdad.

Y el tercer eje es el de la llamada sistematización. Sirve para «evaluar y analizar el impacto de los cursos y su funcionamiento». Porque la Escuela de Empoderamiento de Getxo está «en un continuo proceso de reflexión y mejora».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos