Iurreta abre una ventana al cresterío junto a la zona escolar

El arquitecto Ángel Basabe y el alcalde de Iurreta muestran la transformación del entorno donde se ubicará el mirador. /  N. CAYADO
El arquitecto Ángel Basabe y el alcalde de Iurreta muestran la transformación del entorno donde se ubicará el mirador. / N. CAYADO

La habilitación de un mirador forma parte del proyecto de remodelación del entorno para reducir el tráfico rodado

NAHIKARI CAYADO IURRETA.

El acceso al colegio Juan Orobiogoitia, ubicado junto al nuevo centro juvenil Etxego, se convertirá dentro de unos meses en un enclave con unas magníficas vistas al cresterío de Durangaldea. La transformación de este entorno, primando la peatonalización, permitirá habilitar un mirador con vistas a la cadena de montañas que cuenta la comarca. El Ayuntamiento espera licitar en mayo las obras, que se prevén desarrollar durante el periodo estival y cuentan con un presupuesto cercano a los 98.000 euros.

«Se trata de un entorno bonito que en la actualidad se encuentra desaprovechado», explicó el alcalde de Iurreta, Iñaki Totorikaguena, durante la presentación ayer del proyecto. Y es que la remodelación del acceso no se limitará solo a la construcción del mirador, que consistirá en una plataforma con cuatro escalones «para sacar rendimiento y darle dinamismo a la cuesta exisente en estos momentos, que cuenta con un 6% de pendiente», tal y como explicó el arquitecto municipal Ángel Basabe, si no que será un profundo lavado de cara que hará que la zona «cambie completamente de imagen».

El proyecto, que cuenta con un presupuesto de 98.000 euros, forma parte de la política que desarrolla el Consistorio para que «el peatón gane en espacio y seguridad», señaló el arquitecto. La supresión de aparcamientos evitará el tráfico rodado en esta zona, donde sólo se permitirá el acceso puntual a servicios de emergencia, mantenimiento y proveedores, entre otros.

Conexión directa con Etxago

«No se prohibirá el paso a vehículos, pero será restringido y de manera esporádica», enfatizó el arquitecto de Iurreta. Para aliviar las preocupaciones que la falta de aparcamientos pueda ocasionar, el alcalde recordó que la zona cuenta con dos aparcamientos cercanos, «por lo que no debería ser un problema».

Una zona de estancia con bancos, farolas con iluminación Led y una fuente serán algunos de los elementos que acondicionarán un espacio muy transitado por cientos de estudiantes, personal docente de los centros que se ubican en esta zona y de progenitores. Una escalera conectará directamente con el centro juvenil Etxego, que abre todos los sábados por la tarde para ofrecer el espacio de ocio que ha sido diseñado por y para los jóvenes, que continúan trabajando en el proyecto de Gazteleku.

Desde Consistorio anunciaron que el proyecto de remodelación del acceso al centro escolar y Etxego se encuentra en proceso de licitación y esperan esté finalizado en mayo. Sin embargo, las obras no arrancarán hasta el periodo estival, «para no incidir demasiado en el día a día de los menores y jóvenes que a diario frecuentan esta zona», apuntó el mandatario. Así pues, las obras se ejecutarán durante las vacaciones de verano y esperan estar finalizadas para principios de curso escolar.

Temas

Iurreta