El auzo-taxi se «afianza» en Iurreta con un mayor número de viajes en 2018

NAHIKARI CAYADO IURRETA.

Los barrios rurales del término municipal de Iurreta que no disponen de transporte público, o lo hace con frecuencias muy reducidas, cuentan desde hace una década con el servicio de taxi, que les permite a los residentes de estos enclaves alejados y dispersos mejorar la comunicación de sus domicilios con el núcleo urbano, donde se encuentran los principales servicios, como el centro de salud y las oficinas municipales.

El programa Taxi Auzunea, que nació para responder a las demandas de muchas de las personas que residen en los caseríos y ofrecer una alternativa de transporte a las personas con dificultades para su desplazamiento o movilidad reducida, se cerró el pasado año con un total de 2.235 viajes, 35 más que el año anterior. Con una media mensual de 203 salidas, a excepción de agosto, mes inhábil en este servicio.

Las cifras demuestran que el servicio «se ha afianzado y supone una alternativa de transporte fundamental para muchos vecinos y vecinas, que en varios casos sustituye el vehículo particular», según aclara el alcalde, Iñaki Totorikaguena.

Las personas usuarias de esta alternativa de transporte tienen hasta el último día de enero para renovar su tarjeta. A partir de febrero, por tanto, quienes quieran hacer uso del servicio tendrán que presentar la nueva acreditación emitida por el Ayuntamiento.

Una vez abonadas al servicio de taxi, no tienen más que llamar para solicitar sus servicios al teléfono 688 618 690 y abonar dos euros por cada trayecto. Los horarios del servicio son de lunes a viernes de 7.30 a 20.00 horas. Los sábados, en cambio, solo está disponible por la mañana, de 9.00 a 14.00.

Temas

Iurreta