La Diputación destinará 5,4 millones de euros para ayudar a jóvenes vulnerables cuando alcanzan la mayoría de edad

La diputada de Empleo, Inclusión Social e Igualdad, Teresa Laespada, en su despacho./E.C.
La diputada de Empleo, Inclusión Social e Igualdad, Teresa Laespada, en su despacho. / E.C.

La institución amplía de 162 a 302 las plazas disponibles para atender a este colectivo

IZASKUN ERRAZTI

La Diputación ha reformado su estrategia para atender los casos de exclusión social entre jóvenes cuando alcanzan la mayoría de edad. El objetivo es acompañar a la juventud más dañada y con más dificultad para salir adelante «en el tránsito hacia su vida adulta», según ha explicado la diputada de Empleo, Inclusión Social e Igualdad, Teresa Laespada, en una comparecencia ante las Juntas Generales. Las actuaciones contempladas en el plan suman una inversión de 5,4 millones de euros y 302 plazas, frente a las 162 disponibles hasta ahora.

Según ha indicado Laespada, la estrategia se dirige a las personas mayores de edad vulnerables procedentes del Servicio de Infancia, a jóvenes que tras analizar su situación precisan de apoyo ante un posible riesgo de exclusión y a mujeres desprotegidas. Las actuaciones previstas por la Diputación ponen el énfasis en «el fortalecimiento de los recursos personales de cada uno» y tienen en cuenta la perspectiva de género.

La institución foral también plantea una línea específica de apoyo a quienes fueron menores migrantes no acompañados, con más problemas para acceder «a la formación, el empleo, ingresos económicos y regularización administrativa». Para ellos, apuesta por «eliminar los obstáculos burocrático-administrativos que dificultan su proceso de emancipación».

Entre las iniciativas que contempla esta estrategia figuran los alojamientos independientes, la puesta en marcha de un acelerador de empleo, una agencia de ocio y el apoyo a la diversidad o el acompañamiento académico en el ámbito universitario.