Detienen 'in fraganti' a dos mujeres por robar en un piso en Bilbao

Detenidas por robar en un piso de Bilbao./el correo
Detenidas por robar en un piso de Bilbao. / el correo

Ambas cuentan con antecedentes por asaltar viviendas y una de ellas tenía pendiente una orden de ingreso en prisión

Ainhoa De las Heras
AINHOA DE LAS HERAS

La Ertzaintza ha detenido a dos mujeres de nacionalidad croata como presuntas autoras del robo en al menos un domicilio en Bilbao, según confirmó ayer el Departamento vasco de Seguridad. El arresto se produjo el pasado martes a mediodía. Las ladronas fueron sorprendidas 'in fraganti' después de que accedieran a un piso de la calle Obispo Orueta, en la capital vizcaína. La propietaria del inmueble echó en falta varias joyas y botes de cosmética, entre otros artículos.

Las delincuentes levantaron las sospechas de unos agentes que participaban en un dispositivo de seguridad precisamente para evitar este tipo de delitos. Tras ser identificadas, los ertzainas comprobaron que ambas mujeres tenían numerosos antecedentes por robos en domicilios de distintas comunidades. Una de ellas contaba, además, con una orden de ingreso en prisión dictada por un juzgado de Oviedo. En los bolsos llevaban herramientas y algunos objetos presuntamente sustraídos.

Entre enero y marzo de este año se ha registrado en Bizkaia un incremento del 15,46% de robos en domicilios. Según la estadística de la Policía autonómica, se han denunciado en el territorio en estos tres meses 956 asaltos en viviendas, cuando en el mismo período del año anterior fueron 828.

Otro detenido en Getxo

El pasado fin de semana, un joven de 25 años y origen albanés, también con antecedentes por delitos contra el patrimonio, fue detenido en Getxo bajo la acusación de ser el autor de seis asaltos en domicilios de la localidad. Cinco de los robos fueron cometidos el último fin de semana de junio y el sexto, el pasado sábado. El individuo fue detectado sobre la medianoche del domingo cuando se encontraba en la estación del metro, pero echó a correr cuando los ertzainas le pidieron que les acompañara.

En su huida chocó con una persona y cayó a las vías del tren. Los ertzainas lo subieron al andén y en una riñonera que portaba el joven encontraron anillos y cadenas, algunos de ellos robados en la casa de Getxo, además de diferente bisutería, 210 euros, un par de guantes y dos destornilladores.