Siempre Kent

Danny Kent. /
Danny Kent.

El británico sumó su tercera victoria consecutiva en una carrera sin españoles en el podio por primera vez desde 2005

BORJA GONZÁLEZjerez

Tras ganar con un amplísimo margen las dos últimas carreras de Moto3 -las de Texas y Argentina-, Danny Kent mantuvo su momento en Jerez con una victoria diferente, esta vez ganando dentro de un grupo de cuatro pilotos que se jugó los tres puestos de podio en la última curva. Decía Efrén Vázquez -el mejor español en el primero de los cuatro grandes premios de casa- que su compañero de equipo estaba en una de esas situaciones en las que todo le sale a un piloto. En esta ocasión, hasta le salió bien el error de Fabio Quartararo, favorito a la victoria y que, al contrario de lo que decía el día previo, sí que arriesgó en la búsqueda de su primera victoria en el Mundial.

«He frenado lo más fuerte que he podido en la última curva», explicó el francés nada más bajarse de la moto, en una maniobra que por muy poco no provocó una montonera en cabeza. «No sé si podría hacer más fuerza en la maneta de freno, pero he salido un poco deslizando y al menos he conseguido no caerme. Lo que pasa que quería ganar aquí y tenía que arriesgar, porque si no sólo hubiera podido ser tercero». Esa acción interrumpió los planes de Miguel Oliveira, que no pudo aprovechar su última trazada con la que pretendía posicionarse para adelantar a Kent. Tras estos dos cruzó la meta el sudafricano Brad Binder. Esto dejó a Jerez sin españoles en el podio de la clase pequeña por primera vez desde 2005.

«Las gomas han llegado justas aunque, más que la moto, yo físicamente he llegado fuera de punto total a ellos», explicaba el mejor español en carrera, Vázquez, quinto. Al piloto vasco se le repitieron los problemas físicos de Argentina y tiene previsto pasar una revisión médica para descartar cualquier anomalía.

Hanika lesiona a Guevara

Un hecho insólito se vivió en la vuelta de honor de la carrera de Moto3. El piloto checo Karel Hanika embistió al murciano Juanfran Guevara como respuesta a un lance de carrera, «En la última vuelta, en la zona de Nieto y Peluqui, he adelantado a dos pilotos, uno de ellos el checo», explicó Guevara. «Mientras pasaba nos hemos rozado sin consecuencias. Después ha terminado la carrera y al final de la recta de meta yo había ralentizado la marcha, cuando de repente he notado que alguien me golpeaba por detrás, en la zona de la estribera». Como consecuencia del impacto el pupilo de Jorge Martínez Aspar sufrió una fractura -sin desplazamiento- en el tercio medio de su clavícula derecha que le obligará a pasar por el quirófano. Dirección de Carrera, el órgano competente para tratar estos incidentes, reunió a los dos pilotos, sancionando con cinco puntos del carnet a Hanika, lo que hará que salga desde el pit lane en la próxima carrera, la de Le Mans. Una pena que no parece compensar el mal sufrido por Guevara.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos