Ondarroa acelera la apertura del parking de Ibaiondo para aliviar Kamiñazpi

El parking de Ibaiondo se encuentra bajo la ikastola Txomin Agirre. /  MIRARI ARTIME
El parking de Ibaiondo se encuentra bajo la ikastola Txomin Agirre. / MIRARI ARTIME

Los interesados disponen de plazo hasta el 20 de septiembre para acceder a la concesión de una de las 137 parcelas por un periodo de 30 años

MIRARI ARTIMEONDARROA.

El Ayuntamiento de Ondarroa ha acelerado el procedimiento para abrir el parking subterráneo de Ibaiondo y paliar el déficit de estacionamientos que padece la zona baja del barrio Kamiñazpi. Tras dar el visto bueno definitivo al pliego de condiciones que regirá las concesiones, el lunes abrirá el plazo para los residentes que quieran acceder a una de las 137 parcelas disponibles, de las que ocho cuentan con trastero.

Los interesados tan sólo tendrán que dar su nombre en las oficinas municipales antes del próximo 20 de septiembre. En el caso de que las solicitudes superen la oferta, el Consistorio adjudicará las plazas en primer lugar a los vecinos inscritos en el padrón desde la fecha anterior a la del comienzo del plazo de entrega de peticiones.

Además, los solicitantes deberán ser titulares, al menos, de un turismo por el que tributan el impuesto municipal de vehículos de tracción mecánica en la villa. «En el supuesto de no ser propietario por tratarse de un coche de empresa, deberán acreditar mediante certificado la disponibilidad en exclusiva del uso de dicho automóvil», según el documento aprobado por la Corporación.

En el segundo grupo de preferencia se incluyen «los que estén dados de alta en el impuesto de actividades económicas, en el ámbito de Ondarroa, en cualquier epígrafe económico o profesional y en el tercero aquellos que tengan vivienda en la localidad que tributen en el impuesto de bienes inmuebles, IBI», detallaron fuentes municipales.

Fianzas

Los que obtengan las parcelas podrán hacer uso de las mimas durante un periodo de treinta años. El precio de cada una, al margen de su ubicación, será de 14.600 euros, mientras que los que llevan trastero vinculado tendrán que desembolsar 20.500 euros. «Los adjudicatarios tendrán que dejar una fianza del 3% que será devuelta al finalizar el contrato y que será de 615 euros para los que cuentan con trastero y 438 para el resto», adelantaron.

Los usuarios se tendrán que encargar de sufragar los gastos comunes para el funcionamiento del parking, además de mantenerlo limpio y, en especial, «cuidar de que los sistemas contra incendios colocados por el Ayuntamiento estén preparados para su uso». Por otra parte, tendrán prohibido aparcar de manera simultánea más de un vehículo en cada parcela, lavar el turismo, modificar con cierres o pintura los espacios ni subarrendarlo.

El Consistorio no se hará cargo de la vigilancia interna de las instalaciones, aunque asumirá las reparaciones de los vicios y defectos constructivos ocultos del edificio.