Lekeitio pone en valor la labor de los voluntarios en la residencia de ancianos

MIRARI ARTIME LEKEITIO.

El Ayuntamiento de Lekeitio ha querido reconocer la labor altruista que el grupo de voluntarios Nagusilan desarrolla con las personas mayores que se encuentran en la residencia de ancianos Uribarren Abaroa. De hecho, «un grupo de veinte personas acuden desde hace más de dos décadas al centro asistencial a ofrecer su compañía desinteresada y consideramos que es importante dar a conocer su función y dotarles con el valor que se merecen», señaló el alcalde, Koldo Goitia.

Para cumplir ese objetivo, el Consistorio ha firmado un acuerdo de colaboración que permitirá otorgar al colectivo de una dotación económica anual con cargo a los presupuestos municipales que podrá renovarse cada ejercicio. «De esta manera, dispondrán de una ayuda para hacer frente a los gastos que les acarrea y tener la posibilidad de organizar más actividades», detalló el primer edil que firmó el convenio en representación del Ejecutivo costero.

Por parte de la agrupación, por su parte, estuvieron presentes tanto responsables a nivel territorial, como local en las personas de María Dolores Bilbao y Libe Plaza, respectivamente. «Tras la jubilación son muchos los años que nos quedan por vivir y disfrutar y por ello, apostamos por el envejecimiento activo solidario, la participación y la transformación social», señalaron los responsables de la agrupación.

Además de acompañar a personas mayores en situación de soledad, «también animamos a través de actividades lúdicas a los mayores en residencias y centros de día y la verdad es que lo agradecen y mucho», indicaron.