El garbigune móvil se instala en la calle Florentino Larrinaga de Mundaka

El garbigune móvil recaña esta semana en Mundaka, donde permanecerá hasta el viernes en la calle Florentino Larrinaga. En la caseta, que simula un baserri, los vecinos de la anteiglesia podrán depositar pilas, cedés, deuvedés y cassettes, así como aceite doméstico, pequeños electrodoméstico como planchas, batidoras y microondas; además de aerosoles, cables, teléfonos móviles y artículos de menaje, como sartenes y ollas. Los depósitos, además, también tendrán cabida para envases de metal y plásticos, así como absorbentes contaminados -pintura y disolventes-, consumibles informáticos -cartuchos de tinta y tóner-, cápsulas de café, tanto de metal como de plástico, y radiografías. La implantación forma parte del proceso de renovación iniciado por el ente foral junto a Garbiker.

Temas

Mundaka