Alumnos sobresalientes

Jinghan Wang, Julen Momoitio, Lander Iglesias, Ane Aizpurua, Endika Cavada, Íñigo Meabe y David Abedull./Yvonne Fernández
Jinghan Wang, Julen Momoitio, Lander Iglesias, Ane Aizpurua, Endika Cavada, Íñigo Meabe y David Abedull. / Yvonne Fernández

35 estudiantes, 23 chicos y 12 chicas, recibieron los Premios IDOM a los Mejores Expedientes de la Escuela de Ingeniería de Bilbao

TXEMA SORIA

Sólo ha pasado un año desde que se fusionaran las diferentes ingenierías en una sola, la Escuela de Ingeniería de Bilbao, donde actualmente se imparten doce grados o titulaciones. Enrique Amezua, director de la Escuela; Carolina Rebollar, secretaria académica del centro; Fernando Querejeta, presidente de la Fundación Escuela de Ingenieros de Bilbao; y Luis Rodríguez Llopis, presidente de ldom, fueron los encargados de entregar los ‘Premios Idom a los mejores expedientes de la Escuela’, acto que tuvo lugar en la sala de conferencias del centro universitario. Amezua abrió el acto afirmando que gran parte de los alumnos que salen de las aulas bilbaínas están más que preparados -tal es su confianza en la calidad de la enseñanza ofrecida- para poder trabajar en empresas de cualquier parte del mundo. «Para ser un buen ingeniero no hay que ser especialmente brillante -aseguró-, sólo hay que ser perseverante, constante y trabajador».

El acto de entrega de los premios a los alumnos y alumnas más brillantes del centro reunió a muchos de los familiares de los jóvenes -padres, hermanos, abuelos- y representantes de los colegios donde estudiaron secundaria antes de entrar en la Universidad, que mostraban su enorme alegría por las distinciones dispensadas. Un total de 35 estudiantes -23 chicos y 12 chicas-, cuyas notas académicas van desde el 9’78 al 7’14 de media, recibieron el reconocimiento por sus diferentes Máster y por sus respectivos grados de Ingeniería: Ambiental; Organización Industrial; Tecnología Industrial; Eléctrica; Electrónica, Industrial y Automática; Mecánica; Informática de Gestión y Sistemas de Información; Tecnología de Telecomunicación; Civil; Marina -este grado se ha convertido en la primera ingeniería de la UPV/EHU que logra la acreditación europea EUR-ACE, que certifica la calidad de estos estudios técnicos y otorga el reconocimiento de sus titulados a nivel internacional-; Náutica y Transporte Marino.

Los alumnos que recibieron las distinciones fueron Ainara Quijada, Nagore Romero, Pello Etxaniz, Jinghan Wang, que ya se encuentra trabajando en la empresa Matrici de Zamudio, cuya nota en cuarto curso del grado de Ingeniería de Organización Industrial ha sido de 9’33, Ana Luisa Ruiz, Borja Hernando, Andoni Echebarria, Íñigo Meabe, Julen Momoitio, Leire Benito del Valle, Lander Lejarza, Aitor Gutiérrez, Asier Pérez, David Abedul, Urtzi Puente, Amaia Alfageme, Amaia de Pablo, Mikel Alboniga, Zhixia Li, Joshua Vega, Pedro Zorzano, Jaime Hidalgo, Endika Cavada, Eva García, Irantzu Alberdi, Alexander Callejo, Mattin Odriozola, Ada García, Ane Aizpurua, Héctor Crespo, Jon Ander Dañobeitia, Josu Lana, Xabier Landa -ha obtenido 9’78, la máxima nota del Máster en Ingeniería de Telecomunicación-, Íñigo Larizgoitia y Lander Iglesias.

Al evento también se acercaron varios profesores de la Escuela, Itziar Martija, José Ignacio Uriarte, Itziar Arnguiz, Charles Pinto, Susana Uriarte, Jokin Gorozika, Gilen Bernaola, Begoña Gutiérrez, Asun Illarramendi, Inés Pellón, Mikel Alberdi y Ernesto Cilleruelo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos