Cae un 'narco' tras una espectacular persecución a pie por el centro de Bilbao

Traslado del detenido al registro de la vivienda./
Traslado del detenido al registro de la vivienda.

En la huida, el traficante se desprendió de la droga, que fue recuperada por los policías municipales

AINHOA DE LAS HERAS

Acudía a diario al gimnasio y sus únicos contactos eran con personas relacionadas con el mundo de la droga. Sus vecinos en el barrio de Uribarri le denunciaron ante la Policía Municipal porque sospechaban que se dedicaba al tráfico de drogas. Los agentes de la Inspección Antidroga, como se conoce ahora a la unidad de drogas, establecieron una vigilancia especial en torno a este individuo, de 35 años y natural de Guinea-Bissau, desde principios del pasado mes de febrero. Se daba la circunstancias de que este mismo hombre ya fue detenido por un delito de tráfico de drogas hace ocho años, en 2006, según informan fuentes municipales.

Los policías fueron testigos de varias entregas de heroína a clientes a lo largo de varios días hasta que el pasado martes, cuando ya habían acumulado suficientes pruebas en su contra, decidieron pasar a la acción. Aquel día, el traficante realizó un pase de droga en pleno centro de Bilbao alrededor de las cuatro de la tarde. En ese momento, el narco se percató de que estaba siendo controlado por la Policía e inició la huida por la Gran Vía bilbaína. Los agentes antidroga le persiguieron a la carrera hasta que fue interceptado en la Alameda de Urquijo, a la altura del cruce con la calle Gardoqui. Un agente, arma en mano, se abalanzó sobre el delincuente y ambos cayeron al suelo. El arresto fue presenciado por numerosos ciudadanos a una hora de gran actividad en el centro de la ciudad.

En su huida, el presunto traficante fue desprendiéndose de dosis de droga, dinero y otros enseres, que los agentes recuperaron. Posteriormente, los investigadores solicitaron un orden de registro en su vivienda en el barrio de Uribarri, concretamente en la calle Monte Ízaro. En el domicilio se incautaron diversas cantidades de heroína, básculas de pesado, envoltorios, útiles para la preparación de las ventas de dosis y 1.000 euros en efectivo, procedentes de la venta de droga. El detenido, que presenció el registro en el piso, fue puesto a disposición judicial.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos