La solución ideal para mujeres que odian llevar pantalones en verano

La solución ideal para mujeres que odian llevar pantalones en verano

Los vestidos largos son la prenda clave para aquellas que no quieren mostrar piernas ni renunciar a las prendas frescas y cómodas en los días más calurosos del año

Almudena Blanco
ALMUDENA BLANCO

¡Hola a todos! Espero que la semana pasada vierais el vídeo que me hicieron en El Corte Inglés, en el que sus 'personal shoppers', Silvia Gallego y Jesús Muñoz, que son unos profesionales increíbles, eligieron para mí un mono y me dieron las pautas poder combinarlo y adaptarlo a diferentes situaciones: para ir a la playa, a la oficina o a un evento. Si aún no lo habéis visto os recomiendo que no os lo perdáis. Esta semana os quiero hablar de los vestidos largos, una opción fresquita para el verano que nos pueden servir, según como los combinemos, para nuestros looks más veraniegos o, incluso, para llevar en alguna ocasión especial.

Si algo me gusta de este tipo de vestidos es que no pasan de moda. Si el diseño en cuestión es de un color blanco o negro, también los uso en otras temporadas. El resto también, pero es cierto que todas las prendas que son monocromáticas o que carecen de estampados parece que son más atemporales.

Podéis encontrar todo tipo de vestidos largos en diferentes tejidos: crochet, seda, lino, encaje… en cuanto al colorido y estampados hay una gama súper amplia para todos los gustos.

En cuanto a los escotes, yo suelo llevar en 'v' porque son los que más favorecen a mi tipo de pecho y estilizan la zona del cuello. Además, podéis encontrar otros cortes preciosos que dependiendo de vuestro tipo de cuerpo, pecho y cuello pueden sentaros fenomenal.

Las formas de combinarlos pueden ser múltiples, desde una blazer a una 'biker', pasando por una chaqueta vaquera. Una bomber también puede ser un acierto. La verdad es que las combinaciones son infinitas y podéis probar con diferentes opciones de vuestro armario.

¿Os animáis con los vestidos largos? Para mí son todo un acierto, sobre todo, para las que no quieren enseñar piernas.

Diseños con caída y tonos vibrantes

Este vestido color turquesa me encanta por su caída y su vuelo. Es de seda, tiene la espalda al aire y se ata en el cuello. Debido a su estampado lo he combinado con sandalias y bolso rosa de Michael Kors. Los pendientes de plata son de la bisutería Carmen, de Bilbao. Tienen un montón de años pero que me siguen encantando. Las gafas de sol son de nueva temporada de Jo & Mr. Joe, de El Corte Inglés, y las eligieron los 'personal shopper' de Bilbao para el vídeo del que os he hablado al comienzo.

El vestido me lo puse para la presentación de la colección de Kb Sisters, por lo que os enseño dos opciones con capazo de estas diseñadoras vascas.

El favorecedor escote 'halter'

El vestido de este look me lo compré hace bastantes años en Mango. Es ceñido en la cintura, con la espalda al aire y se ata en el cuello. Lo he combinado con unos 'stilettos' color negro, unas gafas de Chanel y unos pendientes son de perlas, un básico. El vestido lo suelo combinar con una chaqueta vaquera corta para darle un aire más desenfadado.

LOOK 3

El eterno vestido blanco

Un vestido largo blanco siempre es un acierto en nuestro armario: no pasa de moda y según el complemento que le pongas puede hacer que cambie totalmente el look. En este caso, lo he combinado con unas menorquinas blancas. Este tipo de calzado me parece comodísimo para el verano y me las pongo año tras año porque para mí no pasan de moda. Las gafas de sol son de un mercadillo de San Sebastián y el bolso marrón es de Michael Kors. Para darle un toque de color me he puesto un collar de anteriores temporadas de Bimba y Lola

¡Hasta aquí el artículo de hoy! Espero que os haya gustado, nos vemos la semana que viene con otras propuestas. Mientras tanto, podéis seguirme en mi cuenta de Instagram @almudena_bb.