Un exprofesor de Derecho demanda a la UPV por "diez años de acoso continuado"

El demandante sufrió tres bajas, dos por ansiedad y una por "síndrome coronario agudo"

E. C. BILBAO

Un exprofesor de Derecho Procesal ha demandado a la Universidad del País Vasco (UPV/EHU) y a su rector, Iñaki Goirizelaia, por «diez años de acoso laboral continuado» y por vulnerar la ley de prevención de riesgos laborales, por lo que pide una indemnización de 500.000 euros. José Ángel Ruiz, doctor y docente desde 2002, fue despedido el 20 de junio de 2012 y ha presentado una demanda por estos hechos ante el Juzgado de lo Social de Vitoria, que celebrará la vista oral de este caso el 15 de octubre.

El demandante explica en un comunicado que su despido se produjo sin aplicarle el convenio que obligaba a la UPV a mantenerle en una plaza por su antigüedad y méritos docentes, según un informe de una inspectora de Trabajo y Seguridad Social. Durante los diez años de trabajo sufrió tres bajas, dos de ellas por «trastorno adaptativo con ansiedad-mobbing» y una tercera por ingreso en la UCI con un «síndrome coronario agudo», sin que, según dice, la Universidad adoptara medida alguna, ni resolviera su queja de acoso ante el Servicio de Prevención de Riesgos de la UPV.

Este servicio se limitó a recomendar que, en el caso de sacar a concurso la plaza que ocupaba interinamente, ninguna persona incluida en la queja integrara el tribunal. Sin embargo, José Ángel Ruiz estima que «el principal instigador del 'mobbing' -y director de tesis del otro candidato al puesto- se autodesignó secretario del tribunal y nombró a los demás miembros».

El profesor, que con un contrato de cuatro horas sólo cobraba 287 euros mensuales, solicitó hasta en cinco ocasiones durante tres años la ampliación a jornada completa. El acoso, según denuncia, se recrudeció cuando el supuesto instigador principal accedió al equipo rectoral de la UPV, y en la negociación del acuerdo para lograr la estabilidad de más de 350 profesores, donde se establecieron unos requisitos para «impedir» que se beneficiase de esta medida. Junto a esta demanda, el exprofesor mantiene otras causas judiciales abiertas por otras supuestas irregularidades sufridas.