«Soy feliz si el papel me excita y puedo pagar las facturas»

Casey Affleck, en la entrega de premios de la Academia Británica, donde ganó el BAFTA a mejor actor. Andy Rain (EFE)/
Casey Affleck, en la entrega de premios de la Academia Británica, donde ganó el BAFTA a mejor actor. Andy Rain (EFE)

Actor

MARÍA ESTÉVEZlos ángeles

'Manchester frente al mar' es la película que ha lanzado a Casey Affleck a la carrera de los Oscar. A sus 41 años, el hermano pequeño de Ben Affleck no se libra de la polémica tras las acusaciones de dos diseñadoras de vestuario que le denunciaron por abusos sexuales durante el rodaje de la película que dirigió, 'I'm Still Here', protagonizada por su excuñado y mejor amigo Joaquín Phoenix. 'Manchester frente al mar', por la que opta al Oscar a mejor actor, lo convierte en un hombre devastado tras una tragedia familiar, que regresa a su pueblo para hacerse cargo de su sobrino.

¿Este personaje exigió una preparación especial?

Sentía la presión de la responsabilidad, quería estar a la altura del papel. Es difícil encontrar una buena película, mucho más un personaje de estas características. La profesión demanda que estés preparado emocionalmente, ese es el verdadero reto. Me gusta concentrar mi esfuerzo en los sentimientos, en disfrutar y tomar ventaja de lo que el personaje puede ofrecerme.

La película contiene saltos en el tiempo que descubren el drama del protagonista.

Sí, porque la sorpresa mantiene la tensión. Creo que el director entiende bien el caos que rodea la vida de los humanos. El peso del dolor que siente el personaje da forma a la historia de la película. Es una combinación de estructura y argumento.

¿Cómo entiende al personaje?

Es un hombre valiente ahogado por la responsabilidad. Un tipo torturado. No busca la redención, es alguien que no ha procesado el duelo y carga día a día con todo ese peso.

¿Cómo elige sus personajes?

Es importante que el guion me despierte curiosidad, encontrar esos elementos que me asustan, animan o excitan. Después depende del director. No hay que olvidar que el cine es un medio que depende siempre del cineasta. Mi carrera ha sido un camino lleno de obstáculos. En ocasiones he tenido que hacer una película para pagar mis cuentas. Cuando algo despierta mi interés y me asusta hasta el punto de bombearme la sangre más rápido y además puedo pagar las facturas, soy el más feliz del mundo. Reconozco que, como actor, soy bastante quisquilloso. Busco cierto tipo de película porque así es como puedo desarrollarme y crecer como artista.

La película es un testamento del poder del cine independiente, difícil de producir hoy en día.

Desde que empecé a actuar, siempre me he sentido más inclinado a participar en películas de carácter independiente. Creo que mientras el publico responda a una historia, el presupuesto es lo de menos.

La cinta tiene muchas posibilidades de darle un Oscar.

Bueno, no voy a quejarme por un premio. Es fantástico el simple hecho de que tu nombre suene para las nominaciones. Recibir el aplauso de tus compañeros es maravilloso, de todas formar soy de la opinión de que si una película es buena va a triunfar con premios o sin premios. No son imprescindibles.

El sol no aparece en 'Mánchester frente al mar', las nubes le hacen sentir nostalgia, melancolía.

Te sorprenderá, pero yo me siento más solo cuando sale el sol. Crecí en Boston, en un barrio de clase trabajadora. Yo disfruto con el invierno de Manchester, es mi clima favorito.

Parece existir una gran relación entre usted y Michelle Williams.

Sí. Entre nosotros existe mucha química, pasamos mucho tiempo hablando, nos íbamos a cenar los días antes de rodar una escena juntos para no olvidar ningún detalle. Nos revelamos muchas cosas el uno al otro para crear la complicidad que necesitábamos en pantalla.

¿Se ha sentido injustamente atacado en Hollywood?

Creo que todo el mundo debe tener la oportunidad de dar su opinión, no ser juzgado a la ligera de forma generalizada.

 

Fotos

Vídeos