Un vitoriano circula a 140 kilómetros por hora y con tres ruedas camino de Pamplona

El coche en el que viajaba el joven de 24 años hacia Pamplona en dirección contraria en la AP-15./Policía Foral de Navarra
El coche en el que viajaba el joven de 24 años hacia Pamplona en dirección contraria en la AP-15. / Policía Foral de Navarra

El joven denunciado, que conducía en dirección contraria, ha dado positivo en el test de alcohol y drogas

María José Pérez
MARÍA JOSÉ PÉREZ

A más de 140 kilómetros por hora, en dirección contraria y con tres ruedas. Así circulaba el joven vitoriano, de 24 años, que la Policía Foral de Navarra ha denunciado en la mañana de este miércoles tras cometer diversas infracciones contra la seguridad vial en la AP-15. Por si fuera poco, el conductor ha dado positivo en los test de consumo de alcohol y drogas.

En torno a las siete de la mañana, el Centro de Mando y Coordinación del cuerpo policial ha recibido varios avisos de usuarios de la AP-15, a su paso por Irurtzun, alertando de que un coche circulaba a gran velocidad en dirección contraria. En concreto iba en sentido Pamplona por los carriles de dirección a Vitoria, según ha informado la Policia Foral. Las llamadas también advertían de que llevaba los espejos retrovisores recogidos.

De inmediato se han movilizado las patrullas más cercanas que, inicialmente no han conseguido localizar al vehÍculo. Gracias a otra llamada han conocido que el turismo había abandonado la autopista y había tomado una carretera secundaria.

Pasada una hora desde los primeros avisos, dos patrullas que estaban atendiendo un accidente en la A-15, en Pagocelai, han visto pasar a gran velocidad a un vehículo que coincidía con la descripción ofrecida del infractor en la autopista, con un golpe lateral y sin el neumático delantero derecho.

Los agentes han salido detrás de él para intentar detenerlo haciendo señales acústicas y luminosas pero el conductor ha hecho caso omiso. Por ello, y debido al peligro que estaba generando al circular a más de 140 kilómetros por hora con tres ruedas, uno de los vehículos policiales se ha colocado delante haciéndole reducir poco a poco la velocidad hasta conseguir pararlo.

Llevaba setas alucinógenas

Una vez que han logrado detenerlo, los policías han comprobado que el conductor se encontraba desorientado. De hecho, no han podido determinar ni de dónde venía ni cuál era su destino. Aunque inicialmente se podría pensar que venía de los Sanfermines, es en realidad, una especulación.

Después de identificarlo, los agentes han sometido al joven a los test de alcohol y de drogas, en los que ha arrojado resultados positivos. En la prueba de alcoholemia, de 0,68 miligramos/litro. En la intervención, la Policía Foral ha encontrado setas alucinógenas en el asiento del copiloto.

Por todo esto, el joven ha sido denunciado por dos delitos contra la seguridad vial por conducción temeraria y por alcoholemia positiva. Además, ha recibido una sanción administrativa de 1.000 euros y 6 puntos del carné de conducir por una infracción muy grave por circular bajo la influencia de las drogas

El vehículo ha sido inmovilizado y el conductor infractor, tras las oportunas diligencias, ha quedado imputado a la espera del procedimiento judicial pertinente.