Taburete actúa hoy en Vitoria: «Hemos tenido que crecer mucho según lo hacía 'el fenómeno'»

El cantante Willy Bárcenas interactúa con su público durante un concierto de Taburete en Madrid./juanjo martín
El cantante Willy Bárcenas interactúa con su público durante un concierto de Taburete en Madrid. / juanjo martín

La banda madrileña de pop rock -donde canta el hijo de Luis Bárcenas- presenta hoy en la sala Kubik su tercer álbum, 'Madame Ayahuasca'

Natxo Artundo
NATXO ARTUNDO

Para muchos, Taburete era un ave de paso, con plumaje muy concreto y con pocas posibilidades de levantar el vuelo de manera consistente. Pero desde 2015 la banda liderada por Willy Bárcenas -hijo del ex tesorero del PP- ha dado un salto adelante -incluidas colaboraciones con Rosario Flores, Hombres G, Café Quijano o Antonio Carmona- y hoy llega a la sala Kubik de Vitoria (a partir de las 21.00 horas) con su tercer disco.

- Pese al nombre del grupo, ni tocan sentados ni en acústico. ¿Vienen al completo?

- Estaremos los siete. El grupo cuando empezó éramos como Los Panchos, tres con las tres guitarras, pero ahora somos una banda más sólida e iremos con todo el equipo.

- Todas las bandas tienen un punto de inflexión. ¿Cuál ha sido el de Taburete?

- Ha habido muchos. La primera vezque llenamos una sala importante en Madrid, que fue el Teatro Barceló, en septiembre 2015, fue cuando pensamos que podíamos dedicarnos a esto. Luego, las dos veces seguidas en la Riviera fueron un punto de inflexión espectacular. Y quizás el concierto en que más nervioso he estado yo nunca. El año pasado vinieron los tres palacios de los deportes de Madrid. Hemos vivido muchas grandes noches en poco tiempo, hemos tenido que mejorar y crecer mucho según lo hacía 'el fenómeno'. Tenemos muchas tablas después de tantos conciertos y, tras tantas noches así, va a estar arriba.

- Ha hecho distintas colaboraciones e incluso han aparecido en Operación Triunfo. ¿Qué significa para usted el término 'triunfo'?

- Hay varias formas de verlo. El triunfo es que dentro de 15, 20 o 30 años la gente siga escuchando Taburete. Lo que deseo es hacer una carrera con esto y poder dedicar mi vida a la música. Ahora tenemos un momento de éxito, pero lo importante es no haber sido una moda de una canción, un grupo que sube rápido y desaparece. Ya tenemos un tercer disco, con una base de seguidores muy fuertes que hace posible el sueño de ser un grupo duradero.

- Vienen con 'Madame Ayahuasca'. ¿Cómo son sus relaciones con esa señora?

- Ha sido una relación esporádica, cosa de una noche sólo. Pero la experiencia nos marcó de una manera que quisimos darle el nombre al disco, aunque luego no habla de ella. Es más un homenaje a esa planta mágica (de efectos alucinógeneos).

- ¿Hay un antes y un después?

- Creo que el disco lo marca. Los dos primeros son bastante caseros y los produjimos nosotros. Hemos dado un salto muy grande y hemos trabajado con un productor como Max Miglin, con muchísima experiencia y discos grabados, que nos ha aportado un punto de vista diferente. También están todos los géneros que toca... Yo creo que el salto adelante también ha sido en cuanto a las letras. Estoy muy contento con ellas, se nota un cambio. Hay cosas que han gustado antes y no tiene que ser revolucionariamente distinto, pero damos pasitos hacia ser un grupo más completo.

- Se apuntan al despiste terminológico, así que se habla de un grupo de pop, rock, indie, chotis, rancheras... ¿Qué me dice ahora?

- Esto es pop-rock, en directo más rock, pero con muchas caras, fusión, ranchera y hasta cumbia o rock and roll clásico en este disco. La esencia de Taburete son melodías muy pegadizas, con estribillos muy cantables, letras peculiares con mucha metáfora, que a menudo no se entienden. Mantenemos la esencia pero tocando más géneros.

Personajes diversos

- ¿Le comentan cosas chocantes de las letras?

- Claro. Cada uno se hace sus películas: '¿Casa de Dron es un bar de Madrid?'. Somos mucho de hacer personajes en las canciones, desde Dron a Johnny Pistolas o Walter Palmeras. Hacemos mucho merchandising y camisetas con ellos. Al final, son como compañeros de conciertros. La gente los hace suyos. Si me dicen que lo iban a corear cuando cantábamos lo de ir a casa del amigo Dron cuando ya nos echaban de todos lados... Pero es así.

- ¿En alguna entrevista no le han preguntado por su padre?

- Sí, en alguna. Creo que cada vez menos, pero entiendo que periodísticamente... Lo que me molesta es 'El grupo del hijo de Bárcenas'. Taburete ya es conocido y mueve gente.

- La gente asocia ese parentesco con una determinada ideología detrás de la banda...

- También. Esa es otra. A nosotros nos han llamado 'fachas' y 'pijos' desde el primer día. No hemos dado argumentos para ello. Podemos estar en una gala de 'Los 40' como en Sonorama o en Starlight Marbella, que sería lo más pijo. Y estuvimos en el reto de Kitai -que estuvieron tocando 24 horas- y también estuvieron Def Con Dos. Y me gusta compartir cartel con un grupo que es lo más opuesto a mí que hay.

Las frases

Taburete visto desde dentro
«La esencia son melodías muy pegadizas, con estribillos muy cantables y letras metafóricas»
Ideología
«Nos han llamado 'fachas' y 'pijos' sin que hayamos dado argumentos»