Recuperado el Fuero de Labraza de 1196 en una casa de subastas de Madrid

El pergamino del Fuero de Labraza. /
El pergamino del Fuero de Labraza.

El documento, concedido por el rey Sancho VII el Fuerte en el siglo XII, había desaparecido de esta población de la Rioja Alavesa hace unas décadas

Sergio Carracedo
SERGIO CARRACEDO

El pergamino del Fuero de Labraza vuelve al País Vasco. El Gobierno vasco, en colaboración con la Diputación Foral de Álava, ha adquirido el valioso documento, concedido en el año 1196 a la población alavesa de San Cristóbal de Labraza por el rey navarro Sancho VII el Fuerte. La compra de este pergamino, probablemente una copia del siglo XIII, según los expertos, se realizó el pasado 19 de diciembre en una casa de subastas de Madrid por un importe de 9.325 euros. El Departamento de Cultura y Política Lingüística del Gobierno vasco ha sido el encargado de desembolsar esta cantidad a fin de que este preciado elemento del patrimonio sea custodiado en el Archivo Histórico de Euskadi.

El Fuero de Labraza había desaparecido de esta población de la Rioja Alavesa en una fecha indeterminada del siglo XX, aunque un tiempo después fue localizado en una casa de subastas de Madrid gracias a la labor de varias personas amantes de la historia y residentes en Rioja Alavesa. Entre ellos, el alcalde de Labraza, Juan Manuel Martínez, la archivera del Ayuntamiento de Oion, Alicia Marín Pérez, el etnógrafo José Ángel Chasco y el historiador Pedro Uribarrena.

Tras los primeros trámites, la Diputación de Álava puso en conocimiento del Gobierno vasco esta situación con el objetivo, ya realizado, de que el Departamento de Cultura y Política Lingüística ejerciese el derecho de tanteo que le otorgan las leyes de Patrimonio Cultural.

Uno de los más antiguos

Este documento es uno de los más antiguos que se conocen en relación al poblamiento del País Vasco en la época medieval, de manera que recuperarlo ha constituido, «además de un deber, una aportación inestimable al Patrimonio Documental de Euskadi», han indicado fuentes del Ejecutivo vasco.

El Fuero de Labraza contiene un texto de gran importancia para la Historia Medieval de Euskadi. Escrito en latín, en el centro de la parte inferior del mismo se destaca el símbolo del monarca navarro, un águila negra, así como un crismón en el vértice superior izquierdo. Las normas que contiene regulaban la convivencia entre los pobladores de la nueva villa, los derechos y deberes de los mismos, partiendo de sus buenos usos y costumbres, entre otros asuntos.

El director de Patrimonio Cultural del Gobierno vasco, Mikel Aizpuru, ha subrayado la importancia que ha tenido la colaboración interinstitucional en esta operación. «El Fuero de Labraza tiene una gran importancia desde la perspectiva de la Historia Medieval de Euskadi y el Archivo Histórico de Euskadi, como no puede ser de otra manera, debe apostar por proteger este patrimonio. La colaboración entre la Diputación Foral de Álava y el Gobierno Vasco ha sido fundamental de cara a hacer posible esta operación. Además, debemos estar muy agradecidos a las personas que dieron con este documento», ha señalado.

Por parte de la Diputación Foral de Álava, la diputada de Euskera, Cultura y Deporte, Igone Martínez de Luna, ha comentado que se trata de «un documento histórico relevante como testimonio de la historia de Álava»: «Era imprescindible recuperar un documento así, que jamás debería haber salido de Rioja Alavesa. Próximamente nos reuniremos con el Gobierno vasco, con el Ayuntamiento y la Junta Administrativa para concretar los siguientes pasos a dar una vez finalizados los trámites administrativos derivados de la adquisición», aclaró la diputada.

 

Fotos

Vídeos