Se pospone la entrega de la Copa de la Reina tras la bronca institucional

Maider Etxebarria, junto a Livia López, Igone Martínez de Luna y Estíbaliz Canto durante un evento organizado por EL CORREO. /Igor Aizpuru
Maider Etxebarria, junto a Livia López, Igone Martínez de Luna y Estíbaliz Canto durante un evento organizado por EL CORREO. / Igor Aizpuru

El Gobierno vasco critica la exclusión de la directora de Turismo de un acto que finalmente no se ha celebrado este jueves

M. J. PÉREZ

La entrega del trofeo de la Copa de la Reina en Vitoria y Álava se ha pospuesto tras la polémica institucional surgida después de que el Departamento de Turismo del Gobierno vasco haya denunciado que la Diputación ha impedido la asistencia de su la directora de Turismo, la socialista Maider Etxebarria, al acto. El área que dirige el consejero Alfredo Retortillo ha criticado la decisión del Gabinete González, que informó a Lakua de que no aceptaba «por razones de protocolo» su presencia. En el acto estaban anunciados, además del presidente de la Federación Vasca de Baloncesto, el diputado general, Ramiro González; el alcalde Gorka Urtaran y el presidente de la Fundación Vital, Jon Urresti. Sin embargo, el Gobierno vasco también ha participado en los gastos económicos necesarios para que el evento se desarrolle en Vitoria.

La directora de Turismo, que ha sido designada ya candidata a la Alcadía de Vitoria por el PSE ha reclamado, a través de un comunciado, «respeto institucional» y «mayor representación de la mujer» en la preparación de los actos del campeonato. Según ha explicado, la Diputación solicitó la presencia del consejero de Turismo, Alfredo Retortillo, «pero se comunicó, con el tiempo suficiente» que por «un compromiso previo» no podrá acudir. El Ejecutivo vasco señaló como participante en el acto a la directora, lo que no fue aceptado por las Diputación. Etxebarria considera «inaceptable esta exclusión» y estima que los argumentos forales «son flojos y carentes de sentido». Se da la circunstancia de que tanto el Gobierno foral como el vasco está compuesto por los mismos partidos, PNV y PSE.

La Diputación, sin embargo, asegura que no se ha producido ningún veto sino que la propia directora había comunicado «por correo electrónico que no podría acudir a la reunión prevista para hoy y que iría un técnico», explican fuentes forales.

Además, aclararon que el trofeo lo iba a recibir Livia López, la presidenta del Araski, el club que se volcó en lograr que el evento se disputara en Vitoria, lo que el Gobierno vasco había puesto en duda. «En el acto de presentación estarán cuatro hombres y ninguna mujer», ha censurado Turismo, que reclamó «mayor representación femenina» en lo relativo a esta competición. «Hasta ahora, las responsables directas de la organización han sido la concejala de Deportes de Vitoria, la diputada de Deportes y la directora de Turismo, con una «colaboración entre instituciones, hasta el momento, exquisita», insistió el Gobierno.

 

Fotos

Vídeos