Pacientes con dolor de espalda o de hombro recibirán fisioterapia en su centro de salud en Vitoria

Una de las salas de rehabilitación del HUA Santiago. /Osi Araba
Una de las salas de rehabilitación del HUA Santiago. / Osi Araba

500 vitorianos se beneficiarán de un plan pionero de rehabilitación que arranca en Zabalgana y que cuenta con el apoyo de la red deportiva municipal

ROSA CANCHO

Álava estrena clases de rehabilitación en los centros de salud. Los fisioterapeutas de la OSI Araba salen por vez primera del HUA Santiago o del gimnasio de Lakuabizkarra para enseñarles a sus pacientes técnicas para aliviar sus dolores cervicales, de espalda o de hombro cerca de casa. El centro de salud de Zabalgana será el primero en ofrecer en toda Euskadi un nuevo servicio de fisioterapia en Atención Primaria que en esta primera fase va a beneficiar a vecinos del nuevo barrio, Sansomendi y San Martín. Se calcula que asistirán a la clases unas 500 personas en el primer año. Si los resultados son buenos, en 2019 se extenderá al resto de la ciudad y de los pueblos con los centros de Salburua y Lakuabizkarra de referencia. Así hasta poder tratar a unos 2.000 pacientes al año.

El consejero de Salud, Jon Darpón, y el alcalde de Vitoria, Gorka Urtaran, fueron ayer los encargados de presentar esta iniciativa que implica a los monitores de las instalaciones deportivas municipales, quienes se ofrecerán para orientar y hacer un seguimiento de los pacientes tras el intensivo de fisioterapia. Cuando una persona sufra alguno de estos tres tipos de algias osteoarticulares por caídas, lesiones laborales o por patologías típicas de la edad como la osteoporosis o la artrosis deberá acudir a su médico de familia. Si lo ve oportuno, le derivará al fisioterapeuta. Estos especialistas se encargarán de las entrevistas y de formar los grupos.

En grupo

Una media de ocho o diez personas serán convocadas a participar en las diez sesiones diarias de entre 60 y 90 minutos de duración en las que consiste esta intervención intensiva. En el gimnasio, de unos cien metros cuadrados, se les entrenará para que aprendan a corregir posturas y hagan ejercicios adecuados para aliviar sus dolencias. La instalación dispone de espalderas, colchonetas, pelotas y cojines rodillo. Una vez concluido el curso podrán poner en práctica lo aprendido en su casa o en actividades de los centros cívicos o de mayores.

«Este es un gran paso para promover el envejecimiento saludable», indicó Darpón. «Usar alternativas terapéuticas para ayudar a la gente a convivir con sus dolencias es muy importante», agregó. Además, es una medida que si sale bien permitirá descongestionar los servicios de fisioterapia hospitalaria «y dejarlos para el manejo de patologías más complejas», señaló. Este programa llegará también a Bizkaia y Gipuzkoa a partir del año que viene.

El alcalde de Vitoria, por su parte, agradeció la labor de los trabajadores sanitarios y destacó la necesidad de «establecer alianzas con las instituciones municipales para fomentar hábitos de vida saludables y aprovechar y movilizar los activos en salud que están presentes en la actividad diaria de pueblos y ciudades». En esta primera fase se van a tratar dolores cervicales, de espalda y hombro, pero el programa tiene previsto abarcar más procesos en el futuro, según el consejero.

 

Fotos

Vídeos