El 'bus exprés' ya está en Vitoria y las obras para su implantación empezarán a mediados de agosto

El 'bus exprés' circula por las calles de Vitoria./Rafa Gutiérrez
El 'bus exprés' circula por las calles de Vitoria. / Rafa Gutiérrez

La unidad de Irizar se expone hasta las 19.00 horas de este jueves y hasta las 14.00 del viernes junto a Correos

Iosu Cueto
IOSU CUETO

El autobús del futuro está en Vitoria y ya se ha dejado ver por la calle. La unidad del modelo 'ie-Tram' de Irizar que se mostrará durante dos días en el centro de la ciudad ha llegado en la mañana de este jueves a las cocheras de Tuvisa en Aguirrelanda, de donde ha partido sobre las 10.00 horas de camino a la plaza de los Celedones de Oro. El urbano ha hecho una parada en el Palacio Europa, donde ha recogido a la consejera del Departamento de Desarrollo Económico e Infraestructuras del Gobierno Vasco, Arantxa Tapia; al diputado general de Álava, Ramiro González; al alcalde, Gorka Urtaran, que ha anunciado que las obras arrancarán «la segunda quincena de agosto»; y al director general de Irizar E-Mobility, Hector Olabegogeaskoetxea.

A partir de este momento, los vitorianos podrán ver en directo el Bus Eléctrico Inteligente (BEI), que empezará a recorrer la ciudad en agosto de 2020, según las previsiones de las instituciones que impulsan el proyecto. Se trata de un articulado de 18 metros de longitud con atributos estéticos de tranvía. La firma guipuzcoana Irizar, adjudicataria del contrato de implantación del también denominado 'bus exprés' junto a la constructora Yarritu y la ingeniería LKS, fabricará siete unidades de este tipo y otras seis de tamaño estándar –12 metros– en los próximos meses. Estos trece vehículos serán los primeros 100% eléctricos de la flota de Tuvisa.

El 'ie-Tram' permanecerá aparcado durante toda la jornada de este jueves y el viernes junto a Correos y ha tenido que ser trasladado hasta Vitoria sobre un camión, dado que las baterías del urbano tienen una autonomía que ronda los 60 kilómetros y la ciudad carece todavía de los postes que le suministran energía, lo que impedirá que recorra la ciudad en viajes de prueba. Es decir, que irá de las cocheras a la plaza de los Celedones de Oro, volverá a Aguirrelanda esta noche y volverá al centro de nuevo mañana. Los técnicos de Irizar han traído un cargador portátil desarrollado por la compañía para poder cargar el bus al 100% por la noche.

El 'bus exprés', en las cocheras de Tuvisa.
El 'bus exprés', en las cocheras de Tuvisa. / Rafa Gutiérrez

El «ie-Tram» es un vehículo silencioso que a simple vista destaca por su diseño, ya que su carrocería casi 'engulle' las ventanas, cuenta con tapacubos en las ruedas y carece de retrovisores. Más allá de su aspecto, la unidad incorporará los últimos avances técnológicos en relación a almacenamiento de energía, asistencia al conductor y comunicaciones con la central. Por ejemplo, las puertas se abren tras tocar un pulsador circular, como en el tranvía. También cuenta con dos pantallas interiores para emitir anuncios o información municipal, como en algunos urbanos de Tuvisa.

El vehículo, a su llegada al Palacio Europa de Vitoria.
El vehículo, a su llegada al Palacio Europa de Vitoria. / Iosu Cueto

El BEI realizará el recorrido de la actual Periférica de Tuvisa, de casi 10,2 kilómetros y 24 paradas por sentido. Dos de ellas, las situadas frente al campo de Mendizorroza y el centro comercial El Boulevard, serán más amplias que las restantes porque incluirán el sistema de carga con pantógrafo. Además, estas marquesinas serán muy parecidas a las del metro ligero, ya que también contarán con máquinas para comprar billetes, validar la tarjeta BAT antes de subir a bordo y pantallas que indicarán cuánto falta para que llegue el próximo vehículo.